Archivo de la etiqueta: Verdú

Isco enamora al Bernabéu

Alvarez Orihuela AS

Anoche el Real Madrid estrenaba la Liga 2013/14 en el Bernabéu frente al Betis. Y se recordará como la noche en la que el estadio se rindió ante Isco. El flamante fichaje -destinado a marcar época- no pudo tener mejor debut en competición con el Madrid: dio el pase a Benzema en el primer gol blanco que igualaba el marcador y sentenció el encuentro (2-1) en el 86 de un excelente cabezazo a centro de Marcelo. Además deleitó con sus incursiones y su visión. Ocupó los espacios buscando huecos desde la segunda linea, y también ayudó en labores de contención. Cuando tuvo un pequeño bache el equipo lo acusó. Porque Pepe Mel ordenó doblar su vigilancia. La salida de Casemiro por la lesión de Khedira (54) le benefició. A sus compañeros también.

La primera alineación oficial de Ancelotti -otro estreno- trajo las novedades de Diego López en la portería y Carvajal de lateral derecho, en detrimento de Casillas y Arbeloa. Lo que el técnico no podía prever es que no le funcionase el medio campo que dispuso (Modric, Khedira, Isco y Özil). Un Betis muy bien plantado en el campo, dirigidos por un inmenso Verdú, hasta que se desfondó y fue sustituido (78), más Cedrick, una pesadilla en la banda de Carvajal, creo muchas dificultades. Mientras aguantaron las fuerzas. Y el calor era sofocante.

El mencionado Cedrick se escapó de Sergio Ramos, al que dejó plantado, y habilitó a Jorge Molina para que hiciese el 0-1. No se había cumplido el cuarto de hora (min. 13) y la cosa se ponía fea. Peor se pudo poner cuando instantes después Cedrick volvió a dejar en evidencia a la defensa local, esta vez a Carvajal a quien le amargó mientras estuvo en el campo, pero Verdú no acertó con la portería para hacer el 0-2.

Khedira en inferioridad numérica no conseguía imponerse y se echaban de menos sus recuperaciones. Modric nos recordó que la sombra de Xabi Alonso es muy alargada. Condujo bien el esférico pero no pudo controlar el ritmo del partido. Özil tan intermitente como siempre nos volvió a ofrecer su cara más triste. Isco se salvaba del naufragio y ayudaba en tareas defensivas. El entramado defensivo no funcionaba por la debilidad de los centrocampistas, y los centrales, Pepe y Sergio Ramos, estaban fuera de sitio superados por los rivales. Algunos cortes oportunos del portugués salvaron su pobre desempeño. El de Camas, ayer capitán, nos ofreció en la primera mitad su peor partido en mucho tiempo.

Arriba Cristiano Ronaldo, como siempre, buscaba el gol. No era su día: estrelló 2 balones en los palos. Higuaín vivía en fuera de juego. Una treta. Benzema parecía ayer empeñado en ocupar su lugar. Mientras que el argentino buscaba la picardía en su posición al francés le pillaban siempre en orsay. Para desesperación del respetable y de sus propios compañeros. Al ser cambiado por Morata se escucharon silbidos y abucheos.

La entrada de Casemiro cambió el panorama. Casemiro, al igual que Khedira, no rehuye la contienda. Como buen futbolista brasileño conoce los secretos del tiempo de juego. Lo cual es un alivio para su equipo. Toca fácil en corto y busca profundidad. Modric fue el gran beneficiado al equilibrarse la lucha del centro del campo. Isco reapareció al verse parcialmente liberado de luchar por la recuperación de la pelota y pudo volcarse en el ataque.

El calor plomizo hizo pensar a muchos que el partido no fue tan bueno. Cierto es que no dio motivos para tirar cohetes. Pero vimos a un buen Betis, se crearon ocasiones, se anularon goles (3, 2 en propia puerta), hubo 3 tiros a los palos, incluso una jugada polémica (mano de Diego López fuera del área). Me quedo con lo más positivo: la recuperación de Marcelo. Tras una temporada prácticamente en blanco el zaguero izquierdo parece haber vuelto. Es un jugador imprescindible cuando está en forma: sus últimos 15/20 minutos machacan a lo rivales. Es un puñal por su banda.

A este Madrid aun le falta rodaje, afinación. La puesta a punto se hará a base de partidos. Esto solo acaba de empezar.

14 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol

El Madrid se estrella contra el Espanyol

Mou

En un Bernabéu que no se llenó el Real Madrid empató a 2 contra el Espanyol y dilapidó las escasas posibilidades que tenía en esta Liga. Era el último encuentro en casa de este año y nos estrellamos. Con todo merecimiento. Ya no nos salva en este campeonato ni el calendario maya… Hemos regalado demasiados puntos. Pero qué sucedió se preguntarán. De entrada Mourinho se equivocó. Si sus aciertos son grandiosos y trascendentes igual ocurre con sus errores.

La alineación que presentó ayer partía de un par de errores de base. El primero la ausencia de un delantero centro.  Morata se quedó en el banquillo y Benzema fuera de la lista (lesionado o castigado). Cristiano Ronaldo no es un 9 ni Callejón tampoco. La tripleta atacante la completó Mesut Özil, exiliado a la banda cuando no es extremo y es sabido que no desarrolla su mejor juego ahí. El segundo fue la presencia de Modric en el once titular. Este jugador hoy por hoy no está capacitado para aguantar un partido entero. Y mucho menos dos seguidos. Como reconoció Mou en la rueda de prensa al finalizar el encuentro. El croata empezó bien. Un buen remate al principio y uno muy bueno que se estrelló en el poste. Parecía cómodo por delante de Alonso y Khedira y de enlace con los tres de arriba. Pero un error suyo en el pase hace que Verdú -el mejor del campo mientras estuvo- se haga con la pelota y lance a Sergio García, quien en carrera se cuela entre Pepe y Sergio Ramos (está blando en el marcaje) y acierta en el disparo frente a un Casillas estático. 0-1 a la media hora. Esta jugada le marcó y desapareció.

Tampoco podemos olvidar un tercer factor: las jugadas a balón parado. Este mal endémico ya supone prácticamente la mitad de los goles encajados esta temporada. Ayer también: un saque de esquina supuso el empate a 2 en los instantes finales. Albín  lo logró tras una serie de rechaces blandos y cierta pasividad de nuestros defensas. Además hay otro factor añadido a esta faceta: nuestros córners no llevan ningún peligro. Es una suma diabólica.

La primera parte fue penosa. Los datos de los remates a puerta son elocuentes. Tres de CR7 (uno de falta contra la barrera), los dos citados de Modric, un cabezazo de Pepe (no valido por fuera de juego) y uno de Özil al recoger el rechace del libre directo de Ronaldo (no llegó a portería al impactar contra un defensa). Escaso bagaje para jugar en casa.

Cuando todo se puso a favor no se supo aprovechar. Empezando por dos goles de los llamados psicológicos. El empate a 1 en el 44: un excelente pase desde la banda de Khedira es rematado por Cristiano anticipándose a la defensa. El 2-1 a los tres minutos de la reanudación: un excelente pase de CR a Fabio Coentrao, quien entraba por el carril del 8, permite a este entrar en el área y superar a los rivales. No quisiera olvidar que Coentrao fue nuestro mejor jugador ayer y este tanto premia su labor.

Tampoco supimos aprovechar las ocasiones que tuvimos en esta segunda parte. Especialmente en los 20-25 min. que siguieron al 2-1. Nuestros mejores momentos. Los únicos. Y no obtuvimos rédito a la presencia en el campo de Ángel Di María (sustituyó en el descanso a Modric). El Fideo es un jugador gaseosa. Efervescente de inicio y a medida que va pasando el tiempo sus burbujas pierden gas. La chispa que provocan sus regates e internadas se desvanecen. Salió rabioso con ganas de ganarse el puesto, que sabía perdido. Un excelente chut suyo desde fuera del área se estrelló en la escuadra tras una mano prodigiosa de Casilla (un excanterano nuestro, y junto a Verdú el mejor del Espanyol).

Sí agregamos que fallamos tres mano a mano frente al meta rival queda todo dicho: Cristiano Ronaldo -en la primera mitad-, Álvaro Arbeloa y Di María. El murmullo en el estadio respecto a Arbeloa fue sonoro. E injusto. Es un defensa, bastante hizo con estar ahí y superar al portero (el tanto lo salvó un rival). Cuando el Fideo -el tercero-no acertó le dije a a mis vecinos de localidad: “Pero que público tan tonto tenemos. Fallan Cristiano y Di María y no decimos nada. Lo hace uno de la casa y le ponemos a parir e incluso le silbamos”. Ninguno entendió la cita de El Zurdo (Kaka de Luxe) pero los más veteranos del lugar asintieron. Uno de ellos había recibido el sábado la insignia de oro y brillantes del club (60 años de socio), otro era amigo de mi difunto padre y a mi lado se siente el socio 413. Personas que han visto mucho fútbol.

A ráfagas no se ganan partidos. Estos duran hora y media. Aunque nos enfrentemos al penúltimo de la tabla.

Ya solo queda rezar para que el sorteo del jueves de la Champions nos sea benévolo. Porque esta competición se reanuda en febrero. Tenemos tiempo para un rearme anímico.

CR7

30 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol