Archivo de la etiqueta: Ozono

Aniversarios (Efe Eme)

4 de abril de 2009

cabecera20el20mundano2004-04-09-a

Desde hace poco más de un mes vivo una época de aniversarios y celebraciones. Un re-encuentro con viejos amigos y compañeros de fatigas de la década de los 70 (y posteriores).

 

Los 30 años en antena del “Flor de Pasión” de Juan de Pablos fueron el pistoletazo de salida. Aunque el programa comenzó su andadura en la desaparecida Radio El País su aniversario coincide con los 30 años de Radio 3, donde ahora se emite su programa cada tarde a partir de las siete. Pero su andadura en los medios musicales es incluso anterior, como la de Julio Ruiz cuyo “Disco Grande” (también en R3, a partir de las nueve de la noche) cumplía 38 años la semana pasada. Tanto Juan como Julio (y quien escribe estas líneas) comenzaron sus aventuras radiofónicas en la 99.5, la desaparecida FM de Radio Popular de Madrid (semillero de lo que luego fue Onda 2 y parte de cuyo plantel formó parte de Radio 3).

 

Precisamente uno de los programas en la Popu de Juan de Pablos, “Ozono”, junto a Juan Romero y Chema Martínez, fue el nombre de la revista que lanzamos a los quioscos ese grupo de entusiastas de la música. Dábamos nuestros primeros pasos empresariales, bajo la dirección de Álvaro Feito (el único de nosotros que reunía los requisitos legales para encabezar semejante aventura).

 

Álvaro al igual que Julio (y otros como Antonio Gómez) se había iniciado en la revista “Discóbolo” (la “Caravana” de Ángel Álvarez también sirvió de punto de encuentro para quienes gustaban de “otras músicas” que no fuesen las horteradas del momento).

 julio-ruiz

Los 38 años de “Disco Grande” coinciden con los 38 de la primera 99.5, la de Alfonso Eduardo (otro pionero) y Rafa García Loza. Que un año después daría lugar a “la nuestra”, bajo el liderazgo de Gonzalo García Pelayo y José María Goñi. Y para celebrarlo nos reunimos –por segunda vez tras una primera y espontánea cita decembrina- alrededor de un cocido. Para contarnos batallitas. Y comentar la jugada (el estado actual de los medios, la música, el panorama en general). Han pasado los años, hemos perdido pelo y salud, ganado escepticismo en algunos casos o mantenido la ilusión y la pasión por la profesión en otros. Pero modestia aparte sólo puedo admirar lo que este grupo (más los ausentes) logramos en su momento. Nadábamos contracorriente en la España de los últimos años de la dictadura, pero cambiamos gustos, creamos tendencias, despertamos apetitos musicales desconocidos. En resumidas cuentas, desde Madrid, ayudamos al despertar de muchos. El desembarco posterior en Radio Nacional (el “Para Vosotros Jóvenes” de Carlos Tena y Radio 3 a partir del 1 de julio de 1979) ampliaron las perspectivas a nivel nacional. Algo que ya forma parte de la memoria colectiva, no sólo de la nuestra. Y no es nostalgia. Tampoco historias de abuelos.

 7000-jml

El pasado 2 de abril me acerqué a Prado del Rey para darle un abrazo en directo a José Miguel López por sus 7.000 programas de “Discópolis”. Fui con la cámara (y junté a los dos Julio Ruiz de la música para una foto, Julio Vinilo y Julio Ruiz Llorente de “Disco Grande”).

 jr-jr

Casualmente el día antes había cumplido 32 años de relación laboral con RNE. “Discópolis” llegó después de 10 años en otros programas de Radio 3 como “Perfil del Ruedo”, “Los directos de Radio 3”, “Disidentres”, “Ruta-3”, u otros en Radio 1 y Radio Exterior de España.
chin-chin

Unos días antes José Miguel escribía en el blog:

 

[…] Tengo que agradecer nuevamente a Rodri y a Fernando Argenta que en su momento un lunes 5 de abril de 1987 a las cinco en punto de la tarde tuvieran a bien apoyar este proyecto. Recuerdo muy bien que Fernando me dijo: “ya está bien de ir a la contra con ese Disiden-3 que haces ahora los fines de semana” (se emitió entre 1985 y 1986 los sábados y domingos de 21 a 24 horas). Y siguió: “prepara algo que sea positivo, con esas músicas africanas que tanto te gustan…pero no olvides lo celta ¿eh?”. Desde entonces han pasado 22 años, tres meses y dos días. Los cambios horarios son de record Guinness, pero contra lo previsto ha facilitado que la audiencia haya sido variadísima. El día uno de abril además hago otro cumpleaños: 32 años de contrato fijo en RNE. […]


José Miguel López ingresó en RNE cuando Radio 3 no existía y compartió su primer destino en REE junto a Fernando Delgado, Pedro Piqueras, Consuelo León, Pilar García Padilla, Beatriz Pecker, Ana Martínez o Sabas Martín. Al convertirse Radio 3 en octubre de 1981 en emisora con 24 horas de programación  se sumó al proyecto.

 

Se cruzan los caminos y en este caso confluyeron en Radio 3. Otro día habrá que rendir homenaje a la Radio Vida sevillana de Alfonso Eduardo (cuyo traslado a Madrid fue crucial). Y al Disco Expres y su “mudanza” de Pamplona a Barcelona… y por supuesto a la siempre pujante escena layetana…

 

Publicado en Efe Eme

11 comentarios

Archivado bajo Cultura, Música, Medios, Recomendaciones

La prensa musical en España: el admirable trabajo de unos pioneros (por Antonio San José)

8 de enero de 2009

burning-ceseepe-disco_express_1977

Viñeta de 1977 de Ceesepe para Disco Expres inspirada por “Jim Dinamita” de Burning

Aguardaba cada sábado, después de comer, la llegada al kiosco de la calle Montero Calvo de Valladolid de “El Musical”, un periódico semanal editado por la cadena SER, que recogía noticias, entrevistas y críticas de discos en aquel inicio de los años setenta. La publicación traía mucha publicidad, como correspondía a la creciente cadena 40 Principales, pero lograba ofrecer una panorámica interesante de lo que ocurría en el mundo de la música y, de vez en cuando, incluía superposters  de algunos artistas que terminaron decorando mi habitación: de Serrat a Jimi Hendrix. Eclécticos que eran los editores.

 

Aquel periódico sin demasiadas pretensiones, que dirigía nominalmente Basilio Gassent, el único jefe de la Sociedad Española de Radiodifusión que cumplía los requisitos legales de titulación para ello de acuerdo con la ley Fraga entonces vigente , se convirtió al cabo de los años en “El Gran Musical”, un título homónimo al programa que se emitía por la cadena todos los domingos a mediodía dirigido por Tomás Martín Blanco y Rafael Revert. A mí no era la publicación que más me gustaba, pero no había demasiadas y mi pasión musical me empujaba a los puestos de prensa con una adicción propia de males mayores.

 

Entre las revistas que yo compraba con asiduidad estaba la legendaria “Discóbolo”, en la que oficiaba con arte y maestría un auténtico pionero como Alfonso Eduardo Pérez Orozco. Era un tipo de publicación formalmente seria y austera, pero fue una de las primeras, junto con la que editaba José Luis Álvarez. Era lo que había en una España que vivía de espaldas al mundo y en la que todo lo interesante había que traérselo de Inglaterra o de Estados Unidos, porque aquí seguíamos siendo lamentablemente diferentes.

 

No obstante, descubrí enseguida, con apenas trece años, dos títulos que me marcarían indeleblemente en mi adolescencia. Mis publicaciones de cabecera durante muchos años y el alimento musical más preciado porque por aquel entonces no disponía de “numerario” suficiente para comprar discos (los elepés costaban la friolera de 300 pesetas). Aquellas preciadas vitaminas fueron “Mundo Joven” y “Disco Expres”. Cada cual en su ambiente y las dos complementándose en mi ansia por saberlo todo de los artistas a quienes más admiraba.

 

“Mundo Joven” fue un semanario valioso, bien hecho y magníficamente dirigido. Su editora tenía que ver con sectores religiosos filo Opus, pero tuvo el acierto de no impregnar a su revista de ideología dura y dejar hacer a los “musiqueros” que por allí pululaban al lado de periodistas de confianza de la casa. Tenían la redacción en la calle Luisa Fernanda de Madrid y aparecieron como secuela de  la revista “Tele Guía” que entonces editaba aquella empresa y que cerraría para dar paso en los kioscos a la nueva criatura. En su redacción, una plantilla diversa entre cuyos nombres recuerdo a Manuel Leguineche, Jesús Torbado, Jesús Picatoste y José Manuel Alonso Ibarrola (como directores), José María Iñigo, Lluis Crous, Camino Ciordia, Pilar Cambra, Pilar Urbano (¡sí, si, ella misma1), Charo Martínez Garin, y otros compañeros y compañeras mártires que dedicaron a aquella aventura los mejores años de sus vidas.

 

En “Mundo Joven” se hablaba del Festival de Woodstock y del de la isla de Wight, se reseñaban los conciertos que tenían lugar en los Estados Unidos y en Gran Bretaña, se ofrecían buenas entrevistas y se escribía con corrección. Un lujo que se miraba de reojo en espejos foráneos como la francesa “Salut les Copains”, que entonces leíamos con fruición.  

  

disco-expres1disco20expres203

Disco Expres”, era otra cosa muy distinta. Se trataba de un periódico editado en Pamplona por Edwin Mauch, al estilo de nuestros idolatrados “Melody Maker” y “New Musical Express”. Junto a nombres como Jesús Ordovás, Joaquín Luqui (en un principio) o Gonzalo García Pelayo (“Vuelo sin motor”); allí oficiaba como gran gurú periodístico el letraherido Jordi Sierra i Fabra, que se hacía él sólo medio periódico desde Barcelona sin despeinarse en absoluto. Sus dobles páginas eran un torrente de documentación que guardábamos cuidadosamente para nuestros programas de radio, aunque las erratas fueran tan flagrantes como la de llamar, en titulares bien gordos, John Elton a Elton John, a raíz de la aparición de su álbum “Madman across the water”. Pero, en fin, todo se lo perdonábamos por los buenos ratos que nos procuraba el ritual de ir a comprarlo puntualmente cada semana.

 

 auau-dylan

En Madrid es necesario reseñar un par de excelentes revistas muy ligadas, por cierto, al Mundano que edita lo que se ha convertido ya en un club de encuentro de viejos colegas y amigos. “AU” (“Apuntes Universitarios”), era la publicación oficial del Colegio Mayor Chaminade y gracias a los buenos oficios de Domingo Jaumandreu, se convirtió en una especie de órgano escrito del excelente equipo profesional de la 99,5, la emisora más importante de este país en la difusión de música progresiva de todos los estilos. Como una especie de secuela de ésta, surgió algo después “Ozono”, un título inspirado en el legendario programa de Juan de Pablos en aquella radio (hoy todavía en antena a través de Radio 3), que dirigió Álvaro Feito y en el que colaboraron también muchos de los especialistas de aquel grupo haciendo de la solvencia, el conocimiento y el rigor, banderas del proyecto.

 

 ozono

De vez en cuando, sólo de vez en cuando, le echábamos una ojeada a “El Musiquero” y “Sonocontrol”, dos publicaciones editadas por José María Iñigo, que poco tenían que ver con las anteriormente reseñadas. Y, desde luego, nunca dejamos de mirar a Barcelona donde a mediados de los setenta se editaron otros tres títulos emblemáticos. “Vibraciones” estaba dirigida por Ángel Casas y era una revista mensual excelente con las firmas de Lluis Crous (procedente de “Mundo Joven”) o el malogrado Claudí Montañá. La segunda era, y es, “Popular 1”, fundada por Jordi Sierra i Fabra y dirigida por Martín J. Louis. Y la tercera, con buen diseño e interesantes contenidos, respondía al nombre de “Extra!”.

 

Otros títulos madrileños como “Disco Show”, editada por el inefable Rafa García Loza, merecen ser reseñados sin más honores que nunca tuvieron y pienso que jamás pretendieron, al ser concebidos, básicamente, como soportes publicitarios para la industria del disco.

 

De aquellas pioneras, sin las que no puedo entender mi adolescencia, mi tiempo libre ni el destino de mis magras propinas, nacieron después “Rock de Luxe”, “Ruta 66” o “Efe Eme”. 

 

ac-dc-en-kerrang 

Y, cómo no, citar dos publicaciones actuales como “Heavy Rock” y “Kerrang”, debidas al imbatible espíritu inmarcesible de mi querido y admirado Vicente “Mariskal” Romero, del que prometo, querido Adrian, un próximo post en El Mundano.

 

Creo, sinceramente, que habría que rendir un homenaje muy merecido a todos aquellos pioneros de la prensa musical en España, que contribuyeron a hacer más amplios y respirables nuestros propios horizontes vitales.

 

Es una deuda que tenemos pendiente con ellos, Perdonadme si se me queda alguna publicación en el tintero, pero no pretendo ser exhaustivo, sino rememorar aquellas páginas que fueron compañeras cruciales de una época inolvidable de mi vida.

29 comentarios

Archivado bajo Cultura, Música, Medios

OZONO

18 de marzo de 2008

ozono-1.jpg

De repente los 70 y la Contracultura aparecen de nuevo. En el caso de este blog es lógico, porque el Summer of Love (1967) y todos los acontecimientos del 68 me pillaron siendo un pre adolescente (aunque este concepto sea posterior). Más que pillarme me atraparon. Y mi adolescencia, en los 70, fue la continuación.

Nunca me había parado a pensar sobre esto hasta hace bien poco. Cuando inicié El Mundano y nombres como Lennon, Black Panthers o Sinclair fueron fluyendo espontáneamente. 

Hace dos viernes Diego A. Manrique, en el EP3, publicaba un amplio reportaje sobre la revista STAR y su impulsor, Juan José Fernández. La imagen de las distintas portadas de revistas de la época –que podéis ver más abajo- ilustraba CONTRACULTURA AL ASALTO DEL QUIOSCO que era el complemento perfecto al artículo principal. Os recomiendo leerlo, especialmente a los jóvenes. Diego mencionaba dos revistas en las que colaboré: Ozono y A.U. (el proto Ozono)

A.U. eran las iniciales de Apuntes Universitarios, una edición del Colegio Mayor Chaminade que transformamos de arriba abajo. Y desde ahí saltamos a los quioscos con Ozono (fui fundador y socio) El nombre provenía del programa de radio que tenían Juan de Pablos, Chema Martínez y Juan Romero en 99.5 (Radio Popular FM 

El 1 de marzo Rubén Caravaca escribía en su blog QUÉ FUE DEL PROHIBIDO, PROHIBIR. Donde también mencionaba a Ozono y a A.U. e incluía un semanario ya clásico, Disco Expres, donde también colaboré (aparte de la mención que RC hacía a un post de El Mundano Rubalcaba: “Rajoy fue el peor ministro del Interior de la democracia”). 

En el Cambio 16 de la semana pasada Rubén publicó ese mismo artículo. Y saco esto a colación porque Álvaro Feito, el primer director de Ozono (el nuestro) me echó una bronca, por un artículo sobre Lou Reed que salió en el primer número, cuya portada encabeza esta entrada. En realidad yo lo había entregado para el número cero. Pero Álvaro –una excelente persona- echaba humo porque era el mismo artículo que ya me había publicado Disco Expres (doble página central). No entendía que no era exactamente el mismo: lo había actualizado y reeditado. Tampoco quería saber nada de que eran públicos distintos, distribuciones y puntos de venta más restringidos. Su lógica era la del periodista de raza (de hecho sí no recuerdo mal era el único de todos nosotros con carné). Mi postura no era profesional. Acepté el chaparrón y prometí no volver a hacerlo, aunque siempre me quedó una comezón…  

Décadas después apareció Internet. Donde este tipo de situaciones son frecuentes, una vez vencidas las resistencias de los Alvaros de turno (dicho desde el más profundo respeto y cariño hacía Álvaro Feito). El artículo del amigo Caravaca es tan sólo el último ejemplo. 

No guardo nada de esa época. Entre mudanzas, deterioro del papel, lo que abultan los montones de periódicos y revistas, me fui deshaciendo de todo. Nunca me importó demasiado. Hasta hace unos años, viendo crecer al Mundanito. Y los 70 son una época pre Internet. Así que no es fácil localizar ese pasado (tampoco soy de subastas y de bucear en ferias y muestras de coleccionistas).  

De momento lo único que he podido rescatar vía Google ha sido algo que escribimos Álvaro Feito y yo sobre Bob Dylan. Para un especial (cuya idea original creo que debió de ser para un libro, que ni siquiera recuerdo si se llegó a editar o no). Se detiene en 1974 con el Planet Waves y es un repaso a su bibliografía, discografía (comentada e incluyendo discos piratas) y filmografía. Lo podéis encontrar pinchando aquí. 

Las buenas noticias de Rubén no se quedan en lo ya mencionado. Cuando me mandó el email avisándome de lo de Cambio 16, me contó que Álvaro le habia pasado todos los números de A.U. y Ozono. Estoy como loco por hacerme con copias…            

portadas-revistas.jpgozono-adolfo.jpglou-reed.jpg 

¿Será el ejemplar del Disco Expres donde apareció mi artículo original sobre Lou Reed?

 

ENTRADAS RELACIONADAS:

 

La prensa musical en España: el admirable trabajo de unos pioneros (por Antonio San José)

 

Radio Popular FM en 1972 o la 99.5 como un viaje iniciático (por Antonio Gómez y Adrian Vogel)

 

 

19 comentarios

Archivado bajo Cultura, General, Madrid, Música, Medios, Recomendaciones