Archivo de la etiqueta: Olympique de Marsella

El Atleti campeón de la UEFA

Atllti campeón

El Atlético de Madrid se impuso 3-0 al Olympique de Marsella en la final de la UEFA Europa League. ¡Felicidades!

Mi hijo pronosticó al mediodía que el Atleti ganaba 3-0. Acertó de pleno. Y eso que al principio del partido ellos fallaron una ocasión clarísima. Por mi parte a principios de mes deseaba una Supercopa europea Real Madrid-Atlético de Madrid. Los rojiblancos han cumplido con su cometido. Ahora faltan los míos. El día 26 en Kiev veremos qué pasa.

Esa entrada del 4 de mayo en la que abogaba por un Madrid-Atleti terminaba diciendo ¡Madrid es fútbol! Y queremos seguir siendo la capital europea del deporte rey (digo europea por no decir mundial, que sí lo fuimos cuando ambos equipos disputaron finales de Champions).

Neptuno será una fiesta esta noche!!!

A2-90513642.jpg

P.D.: Griezmann anotó dos goles y cerró la cuenta Gabi (el capitán que declaró que este torneo era una mierda y que acaba de disculparse en las entrevistas post final).

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Me rindo ante CR9

9 de diciembre de 2009

Hoy me rindo ante Cristiano Ronaldo. Me quito el sombrero y le perdono la estupida expulsión ante el Almería. De consecuencias imprevisibles para el partido del domingo en Valencia. Donde también faltará Kaká, el otro fichaje estrella de la temporada.

CR9 logró dos goles y mando un cabezazo al larguero. Mantuvo en jaque a los franceses todo el partido.

El primer gol, de falta, fue impresionante. Pero me quedo con el segundo. Por su alto valor simbólico: la rapidez con la que se levantó del césped después del choque con el defensa y el portero. No miró al árbitro. Tampoco protestó. Sólo buscó la pelota. Ya de pie se dio medio vuelta. Ese giro le permitió ganar espacio, dando la espalda al guardameta. Y chutó a puerta vacía.

Del mal partido de Casillas mejor no comentar. Y por fin estamos volviendo a ver, poco a poco, al gran Sergio Ramos. Sus 3 últimos partidos llaman al optimismo.

Pero lo de Cristiano Ronaldo es inmenso. En sólo 5 semanas jugando con el Real Madrid lleva 12 goles. 6 de los cuales los ha conseguido en tres partidos de la Champions, siendo el máximo goleador del torneo hasta el momento. Y por primera segunda vez -la anterior fue contra la Roma en la 07/08- en seis temporadas nos hemos clasificado, para octavos de final, como primeros de grupo. En las cinco ocasiones anteriores no pasamos de octavos. Nos eliminaban en el encuentro de vuelta lejos del Bernabéu, salvo los romanos. Ahora se ha invertido el orden de partidos y nos jugaremos en casa el pase a cuartos. El tesorero se frota las manos…

P.D.: el Madrid ganó 1-3 al Olympique de Marsella (el otro gol fue de Albiol).

La foto es de José A. García (Marca)

17 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Cara y cruz de los equipos madrileños en la Champions (por Julio R. Llorente y Adrian Vogel)

1 de octubre de 2009

La fiera dormida (por Adrian Vogel)

Una de las cuatro grandes fieras del genero Panthera es el león (panthera leo), carnívoro de la familia de los felidos. Y tres zarpazos de Christiano Ronaldo, quien despertó tras el descanso para salir a la caza del gol, encauzaron un partido que llevaba camino de darme la razón. Me refiero a mis sombríos presagios de ayer. Porque el primer tiempo fue del OM. Marcaron el tempo y obligaron a Casillas (el mejor del equipo junto al depredador blanco, el 9). Por parte merengue tan sólo dos jugadas de Kaká mediada la primera parte. Cinco minutos antes se produjo el primer disparo merengue (a las nubes). Una tijereta de Karim Benzema y dos trallazos de Ronaldo fueron lo único a destacar antes del descanso.

Ronaldo, Christiano Ronaldo, necesitó solamente tres minutos para cambiar el rumbo del encuentro. Un balón largo de Pepe “Hierro”, desde su propio campo, fue recogido en carrera por el portugués que batió por bajo al portero rival (aprovechando su salto, al pensar que le iba a hacer una vaselina). Dos minutos después una terrorífica entrada de Diawara (su segunda tarjeta amarilla y por tanto expulsión) fue sancionada con penalty, tras una gran jugada individual de CR9. Kaká marcó la falta máxima, sin inmutarse.

Con diez jugadores y un 2-0 en contra el Olympique se enfrentaba a una misión imposible, aunque todavía tuvo arrestos para poner a prueba a Iker Casillas unas tres veces. Pero en la mejor jugada del partido el lesionado Ronaldo marcó a puerta vacía. Fue una excelente combinación entre Kaká, Guti y asistencia final de Benzema. El luso se retiraría después de este tanto (como consecuencia de la falta que originó el penalty) y es duda para Sevilla.

El 3-0 final no hace justicia a los de Marsella, mejor plantados en el campo –sobre todo en los primeros 45 minutos- y con salidas muy rápidas al contraataque. Faceta en la que también lo hicieron mejor que el Real Madrid. Lo cual no deja de sorprenderme teniendo en cuenta que si jugamos en el Bernabéu ¿por qué lo hacemos al contragolpe?

Espero y confío, que al igual que los leones cazan asociándose como equipo, el Madrid se agrupe, para repetir faena como hizo en el tercer gol de anoche.

Una temporada de un mes (por Julio R. Llorente)

Marca

Mala cosa. Terrible es que la temporada se acabe un mes después de haber empezado. Pero ese camino lleva el Atlético. La luz del final del túnel que algunos creímos ver en Valencia ha vuelto a apagarse. Porque, en Oporto, poca cosa. Ya estábamos en la cola de la Liga doméstica y ahora, además, en el furgón trasero de nuestro grupo de Champions. Horrible.

La cabeza me decía que empatábamos, pero el corazón me pedía un triunfo. Ni una cosa ni la otra. Derrota. Y eso porque durante buena parte del partido jugamos a no perder sin asumir el riesgo de intentar la victoria. Los portugueses no son gran cosa, pero aprovecharon sus bazas. Durmieron el partido durante buena fase del mismo y mediada la segunda mitad se fueron por los tres puntos. Y lo lograron. Con dos goles a bocajarro. Uno de tacón del colombiano Falcao y otro poco después de Rolando mientras, como casi siempre, una “multitud” en rojiblanco -cuatro o cinco jugadores- miraban.

Se quedó en el banco Antonio López, damnificado por la sangría goleadora por la banda izquierda del Atleti desde que empezó el curso y salió en su puesto Perea, cambiado de banda, para perseguir a Hulk. Misión difícil ante una mole al que no le pesan los kilos para ponerle velocidad a sus acciones (en el primer tanto blanquiazul hasta se permitió el lujo de fallar un primer envío antes de la virguería de Falcao). Los demás, los previstos, porque Maxi volvió a ser suplente y apenas salió para “colaborar” al desastre. El otro cambio, el de Reyes, ni merece la pena comentarlo.

Total que nos encontramos con un equipo en el que Agüero ya no tiene como socio a Forlán porque éste juega inexplicablemente demasiado atrás. Un centro del campo en el que Simao y Maxi han perdido su condición de intocables, porque no están para serlo. Además, una defensa en la que habrá efectivos para la zona central todos los que quieras, pero da igual -de mal- la combinación que haga Abel.

Y para rematar se empieza pidiendo auxilio desde la portería. Roberto, al sacar de puerta una vez, se lastimó y al echar a córner un balón después completó su lesión. Total, el novel De Gea, que es internacional, como Asenjo, de categorías inferiores, salió a escena, en el minuto 25, a tomar la alternativa nada menos que en Champions. Y el muchacho hizo lo que pudo. No le son achacables los goles y paró más de una y de dos. Bonito cuadro. Ante el Zaragoza, este sábado, De Gea y Joel, del Atleti B, nuestros dos porteros. Casi nada. Y, mientras, Asenjo guardando los tres palos en el Mundial Sub-20 en partidos que ganamos por súper-goleadas.

No quiero ni pensar el ambiente que se va a vivir en la jornada liguera del sábado. Y es que es muy duro sentir estos colores, los rojiblancos, y resignarse a que la temporada 2009-2010, en cuanto a logros, ya se ha acabado.

PD.-Lo siento. No soy extremista ni alarmista. En males mayores y en fantasmas del pasado cercano no pienso ni de lejos.

8 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Las previas de la jornada de Champions de hoy (por Julio R. Llorente y Adrian Vogel)

30 de septiembre de 2009

champions-league-balones

Nueva jornada de Champions para Real Madrid y Atlético de Madrid. Vuelven a Madrid, esta vez al Bernabéu, los del Olympique de Marsella, que tanto follón montaron el año pasado en el Calderón. Y el Atleti viaja a Oporto, con sed de venganza.

Hoy empiezo yo porque jugamos en casa.

¿Exceso de confianza? (por Adrian Vogel)

CHAMPIONS_SUENO_grandes_fichajes_nueva

Tras los deslumbrantes partidos del Barça y Sevilla entran en juego los equipos madrileños. Y la verdad es que en lo que respecta al Madrid no las tengo todas conmigo. La foto tocando la Copa tampoco ayuda. Este tipo de cosas me dan yu-yu (al igual que las celebraciones antes del principio de los partidos). Si a esto le añadimos que el Olympique viene con un par de ex nuestros (Heinze y Morientes) me pongo más nervioso aún. Todavía recuerdo una eliminatoria contra el Monaco en las que el bueno de Fernando Morientes y Giuly nos cosieron a goles. El extremeño estaba cedido y en una “hábil” gestión del entonces responsable deportivo, Jorge Valdano, le permitieron jugar contra nosotros. Ese año, tal y como se desarrolló la competición, podríamos haber llegado a la final. Pero se interpuso el Monaco…

Mis malos presagios aumentan con la baja de última hora de Lass. Que unida a la de Arbeloa y la incógnita sobre Sergio Ramos (si juega lo hará forzando, con el riesgo que eso conlleva) descompensa, y mucho, la banda derecha de la defensa. Y hay más bajas (ya conocidas) y jugadores tocados como Guti.

Confiemos que Heinze no lesione a ninguno y que los delanteros del OM (esas iniciales de mantra budista tampoco me confortan) tengan la pólvora mojada.

Lo normal es que ganemos y fácil. Pero percibo un exceso de confianza. Y eso es mala señal. Muy mala. Vamos, que le temo a este partido más que a la concesión de los JJOO a Madrid (otra desgracia, si se produce, que planea sobre mi cabeza esta semana).

Abel

Me fiaré de mi enlace (por Julio R. Llorente)

Hace dos meses me mandaron con Radio 3 al Festival Paredes de Coura. Llegué al aeropuerto de Vigo y desde allí un conductor de la organización del festival me condujo al lugar de los hechos (un enclave de anfiteatro natural, por cierto, precioso, en donde vi a Franz Ferdinand, Nine Inch Nails, The Pains of being pure at heart… entre otros) un poco más allá de la frontera, ya, metidos en Portugal.

Y, claro, con el dueño del volante, hablamos de música, de viajes para allá y para acá y, por descontado, de fútbol. Paulo presumía de su Oporto, porque sigue ganando títulos domésticos de Liga, gesto muy expresivo él suyo -“hace caja“- y sigue teniendo un equipo muy competitivo. Recordamos la eliminatoria del año pasado y como nos quedamos los rojiblancos fuera por el valor doble de los goles. En un momento determinado de la charla, no sé si por deferencia de anfitrión a huésped me dijo que si este año de nuevo nos encontrábamos -fíjate qué caprichosas las bolitas- ganábamos, seguro, y le echaba piropos a nuestra punta de ataque: KunForlán.

Ha pasado un tiempo, llegó el sorteo, empezaron los torneos ligueros de España y Portugal. Y los blanquiazules están arriba y nosotros estamos con tres puntos miserables en una clasificación y uno, en la otra, en la de la Champions. Vamos, que se impone reaccionar.

Los optimistas han visto una señal de luz que guía hacia la salida del túnel por lo que pasó en Valencia: empatar un partido que se tuvo perdido y antes ganado, pero que nos voltearon en un pis-pas. Algo de razón tienen. Si ese choque es como los del año pasado, en vez de 2-2 quizás habría acabado 3-5 o así porque se marcharon fuera balones que, sobre todo, impulsados por Forlán, con cualquiera de las dos piernas, antes, acababan en la jaula. No sé yo hasta qué punto al uruguayo le maniata esa posición de media-punta o escorado a la izquierda. Sólo por él y por todo lo que le dio al Atleti el año pasado me gustaría un partidazo suyo en Oporto para que recogiera su Bota de Oro ante el Zaragoza, dentro de unos días, con el ambiente festivo que se merece.

Las bazas del Atleti son las del año pasado más Jurado, que, destello a destello, me va convenciendo. Porque ahí se acaba el recuento. A ver si hay suerte y en su tierra resucita Simao, sería maravilloso que lo de Maxi viendo puerta no fuera flor de un día y que la defensa concediera lo justo; no más regalos, por favor. O sea, que ojo a Hulk y sus facultades, que, de armario, tiene lo justo, y a Falcao al que su paisano Perea algo le debe de tener controlado. Buena noticia es que no juegue el “Cebolla” que está lesionado y Abel deberá instruir a los suyos para que le tiren al portero Helton (claro, eso dirán también ellos pensando en que guarda nuestro arco un novel).

Total que yo barrunto un partido de “equis” pero eso vale de poco tras el patinazo de hace unas semanas. O sea que me voy a fiar de mi conductor portugués.

8 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol