Archivo de la etiqueta: Neymar

¿Qué ha ganado Neymar?

Neymar

¿Qué ha ganado Neymar además de dinero? Me refiero a títulos que justifiquen el enorme precio de su traspaso, ser el jugador mejor pagado del mundo y los enormes beneficios contractuales en su relación con el PSG. Me ciño a los trofeos de caza mayor:

Brasil: 1 Copa Libertadores (2011) con el Santos

España: 2 Ligas (2014/15 y 2015/16) y 1 Champions (2014/15) con el Barcelona

Francia: se supone que el actual campeonato de Ligue 1 con el PSG

Con este historial jugadores como Sergio Ramos (4 Ligas, 3 Champions, 2 Eurocopas y 1 Mundial), Benzema (4 Ligue 1, 2 Ligas y 3 Champions), Kroos (3 Bundesliga, 1 Liga, 3 Champions –una con el Bayern y dos con el Madrid– y 1 Mundial) o Marcelo (4 Ligas y 3 Champions) deberían ganar más que Ney.

Otros como Gareth Bale (1 Liga y 3 Champions), Modric (1 Liga y 3 Champions), Carvajal (1 Liga y 3 Champions), Casemiro (1 Liga y 3 Champions), Varane (2 Ligas y 3 Champions), Nacho (2 Ligas y 3 Champions)  o Lucas Vázquez (1 Liga y 2 Champions) deberían ganar al menos lo mismo.

Y de Cristiano Ronaldo ni hablamos…

Florentino no te equivoques: te puede costar la presidencia (al del Barça que fichó al astrobluf le costó, aparte de la presidencia, ir a la cárcel.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Tremenda pena porque Neymar no siguiese en el Barça

Ney PSG

Siento una tremenda pena porque Neymar no siguiese en el Barcelona. Lo dije el verano pasado (a contracorriente) y lo he repetido en alguna ocasión más. Disculpen la reiteración pero me invade la tristeza. Y tras la eliminación del PSG en octavos de final de Champions no puedo arrinconar mis sentimientos.

Neymar no solo perjudicó a Messi también taponó a Jordi Alba. En el fútbol moderno los laterales son claves. Esta temporada el argentino ha vuelto por sus fueros y Alba vuela.

La salida del astrobluf brasileño saneó las cuentas culés y permitió reforzar adecuadamente la plantilla. Plantilla de un equipo de fútbol 11 no de uno de futbol-sala, que es para lo único que sirven los malabares y la chispa de Ney. Malas noticias para el Real Madrid.

El Barça, sin Neymar, de momento tiene la Liga en el bote (en mi opinión desde septiembre y posteriormente refrendada con el 0-3 del Bernabéu y el 1-0 al Atleti del fin de semana pasado), son finalistas de Copa y mantienen intactas sus aspiraciones en Champions. Como madridista la salida de Neymar ha sido nefasta para nuestros intereses (y parece ser que fui el único en aventurarlo).

¿Y ahora qué Neymar? A ganar la “espectacular” Ligue 1 con el PSG, a recuperarte de la lesión y preparar el Mundial (el de Rusia que ni siquiera es el de Qatar, tus nuevos dueños).

¡Qué pena tan grande tengo ante la marcha de Neymar del Barça!

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

El PSG es más peligroso con Di María

di maria

La ausencia de Neymar presagia la presencia de Ángel Di María en el once del Paris Sant Germain. Y considero que el PSG es más peligroso con Di María que con el brasileño.

Neymar, que probablemente podría ser el mejor jugador de la historia de futbol-sala, solo juega para su lucimiento personal. No es un futbolista de equipo. Lo vimos en el Bernabéu, en los mejores momentos de los parisinos en la segunda parte: buscó su jugada, su gol, no combinó con sus compañeros. Y acabaron perdiendo 3-1.

Por otra parte Carvajal le tiene tomada la medida a Neymar.

Di María, en cambio, es un jugador de equipo que lucha, brega, presiona, ayuda a sus centrocampistas. Y también es rápido y tiene un gran regate. Ultimamente parece que se ha reencontrado con el gol.

Añadan a estas breves consideraciones que el vestuario del PSG se ha juramentado para demostrar que son igual de buenos sin Neymar. Y sumen las ganas de venganza que tendrá Di María ante su exequipo.

No va a ser una noche fácil para el Real Madrid en el Parque de los Príncipes. Confío y deseo que ese gol en contra del Bernabéu no nos pese.

1 comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Perdimos a Mbappé, qué no suceda lo mismo con Griezmann

Marca

El verano pasado perdimos (el Real Madrid) la ocasión de fichar a Mbappé. Fue por asuntos económicos que en mi parecer estaban justificados. No así desde un punto de vista estrictamente deportivo. Pero ambas cosas van ligadas. Espero que ahora no perdamos la oportunidad de fichar a Griezmann. Los 200 millones de su cláusula de libertad parecen una ganga comparado con los 222 de Neymar. El francés es un goleador además de un excelente jugador. El brasileño como titular del Barça metió menos goles en Liga que Morata, suplente del Madrid.

Griezmann además encaja en la estructura salarial de la plantilla blanca. Y parece que está loco por la música. Así que espero que los cantos de sirena culés sean eso, una tentación pasajera. Veremos.

 

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

À propos del Barça

A propòsit del Barça, y visto desde Madrid con óptica madridista,  su situación se ve con cierto cachondeo. Y cuidado porque es una visión errónea. Al menos en mi opinión. Porque Josep Maria Bartomeu ha demostrado en el pasado saber lidiar con una crisis deportiva mucho más severa: el enfrentamiento de Messi con su entrenador Luis Enrique con las competiciones ya en marcha. Si no recuerdo mal aquello se saldó con un doblete: Liga y Champions. Por otra parte el actual presidente azulgrana tiene fama de ser un gestor empresarial solvente.

Soy de los que piensan que la salida de Neymar es beneficiosa para el club. Por el dinero que deja en caja y porque el brasileño y su entorno han demostrado tener otros intereses más allá del fútbol. Su sustituto, Dembélé, es un crack (le he visto en el campo, no solo en la tele). Relanzó la carrera del delantero centro del Borussia DortmundAubameyang (28 años), y va a poner en órbita de nuevo a Luis Suárez. Lo cual es muy mala noticia para el madridismo.

Sé que muchos estarán recordando los fallidos malabares de Dembélé el día de su presentación. De acuerdo, no es de fútbol-sala como el huido. ¿Con quien ha empatado Neymar en la selección brasileña? Recordemos el estrepitosos fracaso de la selección en su Mundial. Sus único logros destacados han sido vistiendo la camiseta blaugrana, la que ahora ha abandonado ¡por dinero! Porque no creo que haya sido buscando glorias deportivas. Fuentes cercanas al astrobluf brasileño me señalan que quería volar alto, librarse del manto de Leo Messi. El problema es que la realidad demuestra que Ney ha perjudicado a Messi. Los datos no mienten: ¡Cristiano Ronaldo ha ganado tres Balones de Oro durante las cuatro temporadas culés de Neymar! Messi, como Di Stéfano, necesita un extremo veloz para combinar. El madridista tuvo a Gento. Messi ahora lo puede tener con Dembélé como antes tuvo a Pedro. El fugado no estuvo a la altura porque le faltó regularidad. Aportó destellos puntuales y siempre estuvo muy bien arropado por el resto del equipo.

Otra cosa bien distinta es el devastador efecto psicológico que ha producido la marcha de Neymar entre el aficionado culé. Producto de las fantasías animadas de aquellos lares. Donde se comenzó celebrando haberle quitado su fichaje al Real Madrid. En mi caso celebré verle lejos del Bernabéu.

En el saldo negativo de Bartomeu sí podemos hablar de carencias en la planificación deportiva. No acertó poniendo a Robert (el Roberto que jugaba en el Valencia) al frente de la direccion deportiva. Le faltan tablas a todas luces. Y por tanto no se ha acertado en la renovación del equipo. Xavi ya no está, Dani Alves tampoco, Messi cada año cumple uno más (es obvio verdad, pero no lo parece en la directiva azulgrana) y lo mismo sucede con Mascherano (Umtiti parece muy buen relevo) e Iniesta. Para este último había o hay tres recambios naturales: Asensio, Isco y Koke. Ninguno está en el Barça que apostó erróneamente por André Gomes, un suplente del Valencia por el que pagaron un pastizal (picaron el cebo de un supuesto interés merengue). Mientras tanto ningunean a Sergi Roberto, a quien vimos ser un jugador clave en el último triunfo culé en el Bernabéu.

El sorprendente fichaje de Paulinho puede ser acertado. Aportará músculo, es brasileño por lo que tiene toque y aliviará a varios centrocampistas en distintas posiciones. Pero por lo que estamos viendo en este principio de temporada el mejor fichaje va a ser el de Busquets. Ayer con España estuvo imperial. Puso orden y equilibrio entre tanto talento, que suelen ser intermitentes a la hora de ponerse el mono de trabajo. Con Busquets en forma estamos hablando de otra cosa. Junto a Casemiro son los dos mejores medios centro del fútbol mundial. Y esto es básico en el funcionamiento del colectivo.

Igual no fichar más le acaba viniendo bien al Barcelona. Porque fichar por fichar es absurdo. Y si ademas te gastas un dineral, como con Gomes, no resuelves. Al contrario, complicas. Ninguno de los nombres que se han manejado (los verdaderos y los falsos, producto del contubernio medios-representantes) ofrecían garantías. ¿O no vieron anoche a Verratti naufragar otra vez? ¿Y Coutinho ha sacado campeón de algo al Liverpool? Su paso por el Espanyol dejó buenas sensaciones pero… ¿suficientes para triunfar en un grande?

Y oigan que el Barça va líder en la Liga. Sí, son solo dos jornadas. Pero ya lleva dos puntos de ventaja sobre Atleti y Madrid. Un lastre inicial de los madrileños que en las dos ultimas temporadas ha sido imposible de superar…

P.D.: Dicho todo lo anterior como merengue espero estar equivocado y que todo lo del Barça sea un desastre y nosotros repitamos doblete. Pero…

5 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Gran clásico y mejor resultado (3-1)

El Mundano 251014

Un gran clásico que el Real Madrid decidió en la segunda mitad. El 3-1 sobre el Barcelona es un reflejo de la superioridad blanca. Y eso que el Barça se adelantó en el marcador en el minuto cuatro. Luis Suárez recibió en la derecha libre de marca, Marcelo le observa y el uruguayo cruza el balón a la banda contraria para Neymar. Carvajal cede espacio y le ve pasar mientras un alocado Pepe llega tarde a la cobertura de su lateral. Neymar la enchufa por el palo largo. A partir de ese momento Marcelo y Carvajal se crecen, sobre todo el primero. Nuestro central se descompone (hasta que cabecea el 2-1 en el 49). Intenta varios pases en largo, no acierta en ninguno. Falla en un par de despejes. Era el único jugador blanco que desentonaba en esos momentos. Porque lo peor que le pudo pasar a los culés fue marcar primero y tan pronto. Propiciaron el vendaval blanco. Cabrearon a la bestia. Hubo unos diez minutos en los que se sucedieron las ocasiones locales, incluyendo dos palos de Benzema en la misma jugada. También es cierto que Messi tuvo el 0-2 en un remate a bocajarro en el área chica. Apareció el santo, en la primera de sus dos grandes intervenciones (la otra fue un vuelo en la segunda mitad a un trallazo de Mathieu, quien rememoró sus tiempos de lateral izquierdo).

Capeado el temporal Xavi e Iniesta se hicieron con el mando del ritmo del partido. El resultado jugaba a su favor. Un error de Piqué, tras una gran internada de Marcelo (una de las muchas con las que nos deleitó), propicia el penalti que transforma Cristiano Ronaldo. 1-1 en el 34.

Se llega empatados al descanso. Los comentarios en nuestra zona versan sobre la gran primera parte que acabábamos de disfrutar. Me preguntan qué cómo lo veo y comento que a Bravo siempre le goleamos en casa, que los años y el estado físico de Iniesta y Xavi les acabará pasando factura. Me cuentan que en la radio –Carrusel Deportivo de Jesús Gallego en la SER– estaban diciendo eso mismo sobre la edad y condición física de los centrocampistas blaugranas. Añado ahora que además Busquets no está atravesando su mejor momento y si falla el ancla la nave pierde la posición. En la previa escribía “pienso que por primera vez el medio campo blanco es superior al azulgrana“. Así fue. Además la linea de cuatro de Ancelotti mostró sus dos caras: control tocando y velocidad a la contra (así llego el tercer gol).

La segunda parte fue blanca. A los cuatro minutos de la reanudación Pepe puso el 2-1 en un saque de esquina de Kroos. Curiosamente si el gol en contra (0-1) le sirvió al Madrid para levantarse al Barça le sucedió lo opuesto al encajar el 2-1 en el mismo minuto, pero de la segunda mitad. Se vinieron abajo con los agravantes de la lesión de Iniesta (71) y la forma en la que se produjo el 3-1 (m. 61) que sentenciaba la contienda. Luis Enrique cambió a Xavi por Rakitic cuando iban a sacar un córner. El catalán había perdido protagonismo y no se imponía al rodillo que formaban Kroos y Modric. Iniesta se las veía y deseaba por oxigenar. Se rompió. Messi ya no bajaba a ayudar como en la primera mitad. Lo raro fue que Rakitic también sustituyó a Xavi a la hora de lanzar desde la esquina. Era el primer balón que tocaba. No le salió bien. James despejó largo y hacia la banda. Isco en las inmediaciones de la divisoria de ambos campos se hace con el esférico entre Iniesta y Mascherano (el mejor del Barça, junto a Mathieu, y un muro para los remates merengues). Parecía imposible. Avanza por la izquierda y conecta con CR7, quien venía lanzado por el centro. El portugués abre a la derecha. Benzema deja pasar el centro y la pelota llega a ¡James! El colombiano había empezado la jugada despejando en su propia área. Y la concluía con una asistencia a Benzema. ¡Qué gran noticia que el francés se haya reencontrado con el gol!

Isco y James volvieron a estar sensacionales. Messi y Cristiano no brillaron. El argentino pudo marcar y no lo hizo. Se le apareció Casillas. Ronaldo transformó la pena máxima. No remató tanto como es habitual en él y buscó más a los compañeros. Si a veces se le ha criticado por egoísta ayer habría que hacerlo por lo contrario.

La euforia era, y es, total. Hay motivos para ello. Acabada la tercera jornada estábamos a seis puntos del Barça y habíamos perdido contra el Atlético de Madrid en el Bernabéu. Seis jornadas después hemos recortado la diferencia a un solo punto (el Atleti con un partido menos está cuatros puntos por detrás).

Finalizado el encuentro eché de menos un cántico en la grada: ¡Zarra, Zarra, Zarra!

5 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Ancelotti y Undiano adelantaron las Navidades

Delfín Melero

Ancelotti y Undiano adelantaron las Navidades: sus regalos determinaron el desenlace del partido (Barcelona 2 Real Madrid 1). Al italiano le dio un ataque de entrenador.

tweet copia

El problema fue que en vez de jugar con 3 centrales -sería lo lógico al poner a dos laterales largos como Carvajal y Marcelo– adelantó a Sergio Ramos como medio centro. O stopper como se decía antiguamente (hoy lo he oído varias veces). No pensé que experimentaría en el Camp Nou, no parece el lugar adecuado. De todas formas esta posición es para especialistas, no para inventos. Me recuerda a cuando Mou probó con Pepe ahí. Ahora el italiano ha repetido la jugada pero con Ramos. Un error en ambos casos.

Undiano dejó claro desde el principio sus intenciones: congraciarse con Can Barça. Venían quejándose de su designación desde que se produjo. Esa lluvia fina obviamente les ha dado resultado. Le perdonó la roja a Busquets al comienzo del encuentro (sacó amarilla entre las protestas locales). Posteriormente perdonó a Ramos… Hubo una mano de Adriano en su área, con 1-0, que le pasó desapercibida. Para mi penalti. Además cede a Víctor Valdés. Entiendo que quizás fuese difícil de apreciar para el juez y su asistente. Pero este árbitro señaló una mano de Gareth Bale cuando el balón le dio en la oreja y otra a Modric (la pelota fue al hombro). Lo que no tiene perdón es no pitar el claro empujón de Mascherano sobre Cristiano Ronaldo (también con 1-0). Terminada la contienda veo en un resumen un pisotón de Pepe sobre Cesc Fábregas (mas complicado de ver que la mano de Adriano).

Dicho lo cual si pretendíamos reforzar el engranaje defensivo el primer gol, de Neymar, viene de un tremendo despiste. Primero de Khedira que pierde el cuero en zona de peligro, luego Pepe se queda enganchado y habilita al brasileño; Carvajal no estaba en su banda y para colmo de males el remate se cuela entre Varane y Carvajal (el esférico creo que tropieza en él).

La primera parte fue del Barcelona. Nuestro medio campo no funcionaba. Achicaban como podían, Ramos no imponía ningún ritmo en la salida -como era de suponer-, Modric no estaba a la altura y mi querido Khedira parecía un pato mareado. Por detrás Marcelo y Pepe no daban una. Desacertados en el pase y los despejes. Ángel di María y Bale ayudaban en lo que podían a los centrocampistas. CR7 también.

La segunda mitad fue otra cosa. Especialmente desde que Illarra sustituyó al de Camas. Tomó la manija con criterio y buen tino. Fueron los mejores momentos merengues. Se crearon las mejores ocasiones, incluyendo un fenomenal disparo de Benzema al larguero (sustituyó a Bale en el 61). Ronaldo por fin apareció como se espera de él. Aparte de la pena máxima no señalada cuando se iba derecho hacía a la portería dispuso de otra oportunidad. Algo escorado busco el palo corto de Valdés y este aguantando la posición salvó lo que podía haber sido el empate.

En el 78 Alexis (entró por Cesc) puso el 2-0 de una excelente vaselina que nos dejó helados a los madridistas y desató la euforia culé. Un par de minutos antes había entrado Jesé por un Di María agotado, sobre todo por el desgaste de los primeros 45 min. El canterano puso la emoción en los últimos instantes con su gol (2-1). Pero estábamos en el descuento y anteriormente Martino viendo el dominio visitante había retirado a Iniesta para dar entrada a Song. ¿Amarrategui? Sí, pero era lo que procedía.

Mal sabor de boca por lo que pudo ser y no fue… y la Liga cada vez mas complicada.

13 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol