Archivo de la etiqueta: Miku

Jornada pre Champions: Barça empata y Madrid gana

La tercera jornada  -la segunda que se juega, y sigo sin saber cuándo se jugará la primera-  se disputa a lo largo de tres días. Porque esta noche se disputa el último encuentro: Málaga-Granada. Y arrancó el sábado con los equipos involucrados en Champions. Es decir, los cuatro primeros clasificados de la temporada anterior.

Tras el parón por los partidos de las selecciones volvieron los campeonatos de clubes. Mourinho destacaba el buen detalle FIFA de jugar en martes, en vez de miércoles,  porque se gana un día, de cara a los partidos del sábado previos a la Champions.

Arrancó el Barça en Donostia. Y como quien no quiere la cosa en apenas un par de minutos anotó dos goles (Xavi y Cesc). Ambos de parecida factura: balones en profundidad, a media altura, buscando la espalda de la defensa rival. La cual arriesgaba jugando adelantada. También hubo otras características comunes en ambos tantos: la aparición de mediocampistas en el área rival, como si fuesen delanteros (Cesc jugó de falso 9 en vez de Messi, quien permaneció en el banquillo hasta la segunda parte), y la generosidad de Alexis y Fábregas en la elaboración, buscando al compañero mejor situado.

Me pareció un resultado engañoso. La Real Sociedad había saltado al campo bien plantada. Parecía que sabía a que jugaba. Pero la ilusión duró once minutos. Y después del 0-2 se vislumbraba la catástrofe. Los blanquiazules estaban hundidos. Y la superioridad blaugrana era aplastante. Todo presagiaba un resultado de escándalo al descanso. Que no se produjo. Al Campeón de Liga le falló el instinto asesino. No hizo sangre…

Vi la segunda parte en una cervecería en los aledaños del Bernabéu (Köln: bocadillos de jamón espectaculares, además de otras suculencias). Y los culés pagaron su suficiencia del primer tiempo. Los locales marcaron en el 59, y se repitió lo de la primera parte: al poco subió otro tanto al marcador. El del empate a 2. Agirretxe y Griezmann fueron los artífices.

Guardiola aceleró la entrada al campo de Messi. Puso ganas pero solo vimos una acción tipo Dani Alves: intentó hacer el helicóptero y vio la amarilla por simulación.

Fue un partido difícil de arbitrar y creo que el árbitro acertó. En los fuera de juego, por la posición adelantada de los donostiarras, fue donde más complicado lo tuvo (incluidos los goles azulgranas).  Y en el del empate acertó de plano. Solo tenía dos posibilidades: dar gol y enseñar la amarilla a Busquets por mano, o anular el gol para pitar penalti y expulsar al catalán. Opto por la primera de las opciones.

La entrada el estadio merengue, por primera vez esta temporada, estuvo marcada por el optimismo y la alegría. Que fue en aumento a medida que corría el resultado del Barça por los graderíos, y los incrédulos acababan por convencerse.

En una buena primera parte del Real Madrid se llegó con un 1-1 al descanso. Hubo remates, jugadas, claras ocasiones marradas (la de Coentrao fue la mejor jugada del partido). El Getafe marcó en su segundo disparo. Fue Miku, quien tuvo en jaque a los centrales blancos durante todo el partido (y cuando salió Güiza hubo más peligro aún). Ya he escrito un par de veces que no me gusta el eje de la defensa blanca este curso. Pepe no es fiable y Carvalho quizás acuse la edad o alguna otra cosa (su escenita en la convocatoria de Portugal es una clara demostración de que algo está fallando). Los desajustes del centro de la zaga arrastran a los laterales (y además, en la reanudación Marcelo y Ramos cometieron el error de subir al ataque simultáneamente en varias ocasiones), y por extensión a los centrocampistas. El segundo de Miku (3-2) es el ejemplo diáfano de lo que pretendo describir.

Benzema está de dulce. Ha empezado la temporada como la terminó: a un nivel altísimo. Pero además su autoestima y confianza va en aumento ha medido que se afianza en la titularidad y mantiene una muy buena racha goleadora. Ayer fueron dos. A cual mejor. El primero, en una gran jugada de combinación, en la que supo controlar y rematar, sin perder la calma. Y el segundo tras un excelente pase de Cristiano Ronaldo, en un contraataque, en diagonal de banda a banda. Desde prácticamente la línea central del campo hasta el área grande. Supo llegar, mirar, medir la salida desesperada del portero y chutar con eficacia y precisión.  Y lo que hasta hace poco eran silbidos y murmullos, para el francés, el sábado fueron aplausos y ovaciones. Definitivamente se ha ganado al Bernabéu.

El Getafe dominó en la segunda parte. Los míos se echaron atrás para buscar la salida rápida. Sestearon, por la presión de los visitantes y por la Champions del miércoles. Hubo malestar en jugadas en las que por apurar la posesión se abusaba del juego en horizontal. Sin buscar la portería contraria. E incluso se retrasaba la pelota a Casillas. Esto que no gusta en el Santiago Bernabéu es aplaudido en el Camp Nou (la última vez en el debut liguero del Barcelona). Y ayer pagaron caro la cesión al guardameta: un pase atrás de Villa a Valdés originó la jugada del empate y la mano de Sergio Busqets.

Higuaín y Ronaldo, de penalty (que no fue y supuso el 2-1) completaron el 4-2. El portugués y Soldado son con cuatro goles en dos encuentros los Pichichi.

Y no quiero terminar sin destacar a Xabi Alonso. Siempre juega, manda y templa. Cuando peor lo hace es cuando solo juega bien. Su regularidad y constancia contrasta con la irregularidad e intermitencia de Özil.

No pude ver el Villareal 2-Sevilla 2 por coincidencia de horarios.  Y en cuanto a Atlético y Athletic -los vi a ratos- una premonición: Caparrós está sin equipo.

R. Sociedad 2 Barcelona 2
Villarreal 2 Sevilla 2
Real Madrid 4 Getafe 2
Valencia 1 Atlético 0
Betis 1 Mallorca 0
Racing 0 Levante 0
Osasuna 2 Sporting 1
Rayo 0 Zaragoza 0
Espanyol 2 Athletic 1
Málaga Granada
Anuncios

12 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol