Archivo de la etiqueta: Fabián

Morata 1 Lewandowski 1

Miguel Morenatti AS

Luis Enrique confirmó su confianza en Morata. Dejó fuera a Ferran Torres para dar entrada a Gerard Moreno. Pero en cambio mantuvo a Marcos Llorente de lateral derecho. El número de suplentes en sus clubes quedaba reducido a Laporte en el once de España.

Polonia salió con mucho brío. Nos encajonó de salida. Hasta el minuto ocho no conseguimos llegar a su área. A partir de ahí siguió una fase de dominio español, con el primer remate a cargo de Dani Olmo en el 10. Dos minutos después fue Pau Torres quien lo intentó. La Roja se asentó y dominó apoyado en las subidas de los laterales, Jordi Alba y Marcos Llorente.

El peligro de Polonia del inicio lo apagó España poco a poco. Hasta que Morata recuperó arriba un balón. Inició la jugada del 1-0 que acabó marcando él. El balón llegó a Gerard Moreno y se internó por el vértice derecho del área. Su centro-chut filtrado fue rematado a gol por Morata. El linier tenía la bandera levantada. Camacho en la tele dijo que no era fuera de juego. La revisión del VAR le dio la razón. Y el gol subió al marcador.

Tuit

Lewandowski empató en el 53, ganando en el salto a Laporte. En mi opinión, y la de Camacho, tras falta sobre nuestro central. En cualquier caso nuestro defensa estuvo muy blando. El capitán polaco se estrenaba en esta Eurocopa

Sacamos de centro y al poco pisaban a Gerard Moreno en el área polaca. El VAR avisó de la situación y el árbitro tras revisar las imágenes confirmó el penalti y la amarilla. Gerard Moreno estrellaba el lanzamiento en el palo y Morata se encontró con el rechace y se le fue fuera.

Los polacos que ya habían dado muestras de su dureza en la primera mitad, empezaron a pasarse. 

Ferran Torres entró por Dani Olmo en el 61. Fabián y Sarabia sustituían a Koke y Gerard Moreno en el 67. Con Torres y Sarabia reforzábamos la nómina de suplentes en la selección. En medio el portero polaco (de la Juve) evitaba el segundo gol de Morata.

De los cambios no entendí la entrada de los dos suplentes ni la salida de Gerard Moreno (salvo que estuviese tocado).

Como ante Suecia, en nuestro primer encuentro de esta Eurocopa, la segunda parte se nos estaba poniendo cuesta arriba, después de una buena primera mitad. A medida que avanzaban los minutos perdíamos toque. No ligábamos jugadas ni teníamos fluidez. 

Al filo del 80 Morata casi la tuvo. Pero no consiguió completar su media vuelta para acomodarse el remate. En el 83 el remate a bocajarro de Morata lo salva el portero. Ambos jugadores de la Juve acabaron chocando.

Morata abandonaba el campo en el 86 y entraba Oyarzabal. ¡Ya era hora que jugase el realista! Mucho más jugador que los dos suplentes de los anteriores cambios. Y en mi opinión siempre preferible a Ferran Torres para jugar de extremo. Lo que no es comprensible es retirar al delantero centro y jugar los últimos minutos sin una referencia en la punta del ataque, que además va bien de cabeza. Primero se fue Moreno y luego Morata. ¿Por qué?

Los cinco minutos de añadido fueron un tormento. Cada vez más espesos, sobando el balón sin ton ni son. El fútbol por las bandas era inexistente, salvo un par de internadas de Alba y Llorente con pases a la nada. 

También vuelvo a poner en entredicho la actuación de Pedri, como ante Suecia. Y añado a Rodri, que no ha sabido contener ni crear. 

El partido murió con el 1-1. Segundo empate de España, que sigue sin conocer la victoria. El grupo se complica. La victoria ante Eslovaquia es indispensable para pasar a octavos. Un empate nos dejaría probablemente terceros del grupo y no entre los mejores terceros que son los que se clasifican para la siguiente ronda. 

Hemos vuelto a las andadas de antaño, cuando ganabamos amistosos y los partidos oficiales nos costaban horrores. No quiero ser pesimista, pero a estas alturas deberíamos estar con cuatro o seis puntos y no con dos. Lo único positivo es que seguimos dependiendo de nosotros. Un triunfo curaría todos los males. Y asumo que los eslovacos plantearán el mismo partido de suecos y polacos. Vamos, que se avecina otro dolor de muelas.

Clasificación

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

La selección de suplentes pincha en su debut

AFP AS

La selección de suplentes pinchó en su debut de esta Eurocopa 2020. Empató a cero con una Suecia debilitada por las bajas de sus estrellas Ibrahimovic y Kulsevski (positivo al igual que Svanberg, que también causó baja hace unos días).

El problema de la portería en La Roja no es obra de Luis Enrique. El seleccionador lidia con lo que tiene y elige acorde a su cualificado criterio. Improvisar una defensa si es responsabilidad suya. Es muy atrevido debutar en esta Eurocopa con jugadores que solo han jugado juntos una vez y además uno de ellos, Marcos Llorente, fuera de su posición habitual. Añadan que uno de los dos centrales, Laporte, es suplente en su club (Manchester City). Solo ha disputado 16 partidos en la Premier esta temporada pasada. Y ningún minuto en la final de Champions que el City perdió ante el Chelsea (Azpilicueta titular del campeón de Europa es suplente con España). Aún hay más: otro suplente del City, Ferran Torres, es titular con la selección en su debut en la Eurocopa.

En los primeros cinco minutos me tranquilizó ver a Marcos Llorente adelantado. Sin estorbarse con Ferran Torres. Aunque el peligro llegó por la banda contraria, con un par de incursiones de Jordi Alba.

España salió con ganas. Y Suecia se descaró replegándose.

Presionamos arriba, con Morata liderando y dando ejemplo. Cuando teníamos la posesión los dos centrales zurdos formaban nuestra última línea. Por delante de ellos Rodri escoltado por los dos laterales. Koke y Pedri de interiores. El rojiblanco de director de operaciones y el azulgrana a su libre albedrío.

Al cuarto de hora un cabezazo de Dani Olmo, a pase de Koke, pudo subir al marcador. Lo impidió el meta sueco. Olsen se lució con una mano abajo ante el cabezazo a bocajarro del delantero español.

A medida que nuestra presión era cada vez más asfixiante, Rodri adelantaba su posición.

Mediada la primera mitad Suecia llegaba por primera vez a nuestra área. Fue de un saque de banda largo. El remate, tras el rechace defensivo, se fue bastante desviado. En la jugada siguiente la tuvo Koke, tras una buena combinación con Alba. Su remate raso al palo contrario se fue rozando el poste.

Camacho, en la tele, resaltaba la labor de Morata. Servidor añadiría las de Jordi Alba y de Koke, quien a los 28 volvió a tener una muy buena ocasión. Irrumpió solo en el área y reventó la pelota a pase de Alba. Se le fue alta. En esos momentos me acordaba de otra excentricidad de Luis Enrique, cuando vetó a Jordi Alba en la selección. Afortunadamente rectificó. Ayer fue el capitán.

Morata solo ante Olsen falló una oportunidad de oro al filo del 38. No pudimos aprovechar su fallo defensivo. Dos minutos después el error en defensa fue nuestro. El dubitativo Unai Simón se quedó a media salida. Isak pudo inaugurar el marcador. Llorente, bajo palos, y el poste impidieron el gol. Estas son las cosas de nuestro portero que me descomponen. Su falta de seguridad en las salidas va camino de ser legendaria.

Olsen volvió a lucirse en el 44 a disparo de Dani Olmo.

0-0 al descanso.

Una buena primera parte de España en la que ni Pedri ni Ferran Torres me convencieron. Dar entrada a Azpilicueta y subir a Marcos Llorente donde Ferran me parecía una buena solución. Fabián por Pedri era otra alternativa. Aunque sospechaba que saldría Thiago, otro suplente.

No hubo cambios.

La Roja salió con otro ritmo, más pausado. Hasta el 49 no llegó nuestra primera finalización: un buen remate de Morata desde fuera del área.

Este aire, como cansino, convenía a los suecos. Se sacrificaba la chispa y la velocidad por la posesión, aburrida.

A la hora de juego la chispa y la velocidad la pusieron ellos en una contra. Fallaron una clara ocasión. Berg se atragantó con el balón.

Luis Enrique preparaba dos cambios, dos suplentes: Sarabia y Thiago. Entraron en el 65 por Morata y Rodri (Rodrigo en la camiseta). ¿Sarabia es mejor que Gerard Moreno, el máximo goleador nacional de nuestra Liga? ¿Qué pintaba Ferran Torres en el campo? Su segunda parte era claramente inferior a la primera (que ya despertó mis dudas).

Suecia realizaba su doble cambio en el 68. Quitaban a sus dos delanteros (Isak y Berg).

Un buen balón de Koke a Llorente, con pase atrás desde la línea de fondo, propició un buen disparo de Olmo en el 72. Una pena que un defensor rechazase el remate. Acto seguido entraron Oyarzabal y Gerard Moreno por Ferran y Olmo. El realista y Sarabia se colocaron en las bandas. Ellos también hicieron un cambio, por lesión de Lustig.

Marcos Llorente ya vivía arriba en la banda derecha. Se había convertido en un falso lateral derecho. En la otra banda Jordi Alba, incansable, buscaba el centro que definiese el encuentro.

A medida que avanzaba el reloj Suecia cada vez perdía más tiempo. Se jugaba al ritmo que marcaban ellos.

Oyarzabal dio un pase de gol en el 81. No encontró rematador.

Un doble cambio sueco en el 83 paraba el juego de nuevo.

Fabián entraba por Koke en el 86. ¿Pedri se quedaba en el campo? Vale que el Koke de la segunda mitad no fue el de la primera. ¿Pero qué hizo Pedri en todo el partido? Por otra parte, para mi gusto Fabián entró tarde, muy tarde.

Olsen en el 90 volvió a salvar a su selección. Con el pie despejó el cabezazo abajo de Gerard Moreno.

El partido se alargó seis minutos.

Un balón en profundidad de Pedri a Alba propició un pase de gol en el 93. La pelota dio en Sarabia, solo en la frontal del área pequeña. No se podía tener más mala suerte. La suerte se busca, como en la primera mitad. Que no en la plomiza segunda parte.

Depender de jugadores suplentes en sus clubes e inventar posiciones para Marcos Llorente, uno de los jugadores estrella del campeón de Liga, es para hacérselo mirar. Pero es lo que hay y con lo que tenemos que arar. No hay marcha atrás.

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

La selección de suplentes empata a cero con Portugal

David Ramos Getty AS

La selección de suplentes del Manchester City (4), PSG (1), Liverpool (1) y Juventus (aunque la situación de Morata en su club no está muy clara) . Ayer fueron titulares cinco de los siete (es decir, la mitad de los jugadores de campo). A las excentricidades de Luis Enrique añadimos una más: ayer alineó a Marcos Llorente de lateral derecho. Llorente puede con todo, pero es una lástima que nuestro seleccionador desaproveche la innovación de Simeone respecto a la posición ofensiva del jugador. Sin restar a sus labores de contención, herencia de su puesto original de pivote defensivo. 

El primer remate de Portugal fue gol. Mediada la primera parte Fonte cabeceó a la base del poste contrario tras un saque de esquina. El tanto fue anulado por falta del central portugués en el salto. Un cuarto de hora después un pase atrás a Unai Simón creó dificultades al meta. Despejó como pudo y el balón tropezaba en Cristiano Ronaldo. Nuevo susto. La reacción de Simón evitó el tanto.

Portugal se defendía bien y sus contras tenían el punto de velocidad necesario. España sobaba la pelota y no creaba ocasiones. La presencia de Thiago y Sergio Busquets ralentizaba el ritmo de juego. Alguna incursión de Ferran Torres ponía algo de chispa. Poca cosa.

0-0 al descanso. España enfilaba el camino del vestuario con tan solo un remate (fuera).

Luis Enrique obcecado en lo suyo no efectuó ningún cambio. Los vigentes campeones de Europa hicieron un cambio: un desdibujado Joao Félix se quedó en el vestuario.

En el 49 Morata disparó entre los tres palos. Fue la primera vez que lo hizo España, aunque fuese flojo y al centro. Cuatro minutos después Morata tuvo una doble oportunidad. Su primer remate lo rechazó un defensor. Se hizo con el rebote y chutó fuera. Tres minutos más tarde falló Sarabia, cerca del punto de penalti. La internada de Marcos Llorente por la banda derecha rompió la defensa y el del PSG no pudo aprovechar la ocasión. La más clara de España. Acto seguido Portugal efectuó un doble cambio.

A la hora de juego CR7 se escapó por su banda derecha. Su pase lo intentó cabecear Diogo Jota. Mas su remate fue desviado por un defensa a córner.

Luis Enrique hizo un triple cambio (min. 62): se iban Busquets, Pau Torres y Thiago para que entrasen Rodri, Eric García y Pedri. Es decir, salía un suplente del Liverpool y saltaban al campo dos del City. ¡Fastuoso!

Unai Simón puso el corazón en vilo a aficionados y compañeros cuando regateó a Jota en el área (min. 66). 

Al filo del 75 doble cambio español: Koke y Gerard Moreno por Fabián y Sarabia. Los tres centrocampistas que iniciaron el encuentro no lo acabaron. Fueron sustituidos. Tres minutos después Diego Llorente reemplaza al debutante Laporte (los dos centrales de inicio tampoco terminaron). El francés parece que se retiró por molestias al llevar tiempo de inactividad… Esta es la explicación que se dio. ¡Es alucinante! Su falta de partidos es producto de su suplencia!!!

Rui Patricio se lució en el 87. Un paradón, sacando una mano abajo, a una peinada de Ferrán, al saque de una falta lateral de Koke. Fue la única intervención resaltable de ambos guardametas. 

Morata la tuvo en el 90. Un despeje largo de Gayá lo corrió el delantero. Se plantó en el área y su remate se estrelló en el larguero. 

Mejor España en la segunda mitad que en la primera. Las ocasiones llegaron en los segundos 45 minutos. Cuando se jugó más rápido, con más ritmo. Sin tanto sobeteo. A 10 días del debut en la Eurocopa la falta de gol española es un hándicap muy grande. Como lo es la debilidad en nuestra portería. Veremos lo que damos de si en el próximo envite, el martes que viene ante Lituania.

Tengo mis dudas: muchos de los once titulares de ayer no lo serán en el primer partido de la Eurocopa. Da la sensación que algunos fueron alineados ante Portugal para cubrir el expediente y justificar su presencia, porque van a ser carne de banquillo y de descartes.

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

El ciclotímico Luis Enrique

El ciclotímico Luis Enrique puede ser un peligro. No solo pasará a la historia por sus filias y fobias. También lo hará por ser el seleccionador que no se enteró, perdiendo 1-0, que el rival se había quedado en 10 por una segunda tarjeta amarilla, a 15 minutos del final. Sucedió en el partido anterior, en Suiza.

Luis Enrique es capaz de pasar de hacerte titular a dejarte fuera de la lista al siguiente partido. Es lo que le ha sucedido a Reguilón. La recuperación de Gayá y su regreso al once es natural. Lo que es anormal es mandar a Reguilón a la grada, ausente de la convocatoria, después de ser titular.

Unai Simón y Dani Olmo repitieron titularidad. Morata por fin salió de inicio. La obcecación de  Luis Enrique tocaba a su fin. Y tuvo premio: Morata, de cabeza, anotó el 1-0 en el 17. Otro cabezonería que pasó a mejor vida fue prescindir de Rodri y Koke, titulares ayer por fin. Les acompañó Canales (futbolista endeble y sin galones para enfrentarse a Alemania). La apuesta por Canales apenas duró nueve minutos. Se rompió solo. Le sustituyó Fabián. Suyo fue el saque de esquina a la cabeza de Morata en el 1-0. El jugador del Nápoles, esté bien, mal o regular, tiene más empaque que el bético. Rodri y Koke agradecieron su presencia. Fabián se implica más en las tareas defensivas que Canales. Con estos tres barrimos al centro del campo alemán.

En el 22 en una internada de Ferran Torres marcó Morata. Se lo anularon por fuera de juego. Creo que no lo era. Es incomprensible que este torneo se juegue sin VAR. Le resta categoría. Al poco de iniciarse el partido hubo otra jugada conflictiva, una falta ¿Fue dentro o fuera del área? El árbitro la sacó fuera.

Ferran Torres, nuevamente, en otra internada estuvo a punto de anotar. Corría el minuto 29 y Neuer salvó un gol que se cantaba. Tres minutos después Ferran volvió a fabricarse una ocasión. Finalmente obtuvo su premio en el 33: Ferran recogió un rechace del larguero, cabeceado por Dani Olmo, y fusiló a Neuer. 2-0.

El 3-0 también fue de cabeza, Rodri, y también llegó de un córner, sacado por Fabián. Iban 37 minutos de juego. El medio se estrenaba como goleador con la selección.

En las jugadas de los tres tantos, y otras, la zaga alemana demostraba flaquezas en el juego aéreo y nos imponíamos casi siempre. Algo inusual. Y ojo a Ferran, se iba por su banda derecha con extrema facilidad. Nuestro 18 iba camino de su consagración.

Sergio Ramos se rompió en el 41. A los madridistas se nos encogió el corazón. La mirada de Kroos, a su compañero de club, era todo un poema (añadan que Varane acabó tocado en su partido con Francia). Salió Eric García y Koke pasaba a ser el capitán.

Con el 3-0 se llegó al descanso.

Alemania cambio a uno de sus centrales (Süle). España no efectuó ninguno (bastante teníamos con los dos, por lesiones, de la primera mitad).

A los dos minutos de la reanudación un robo de Dani Olmo provocó una ocasión múltiple. Primero, del propio Olmo y luego de Koke, dos veces. En el 49 otro robo, esta vez de Morata en nuestro propio campo, propició otra oportunidad. Morata tras correr con el balón casi medio campo erró en la elección del pase.

A medida que pasaban los minutos algunos jugadores alemanes mostraban su frustración con gestos y conductas antideportivas. Como Sané. Tanto él como Werner estaban pasando desapercibidos. A Unai Simón, afortunadamente, no le pusieron a prueba en ningún momento. Finalizando el partido los alemanes remataron a puerta por primera vez (fue al travesaño ante la atenta mirada del meta).

En el 54 en una contra mortal iniciada por Gayá y Fabián llegó el 4-0. Lo hizo Ferran, su segundo de la noche.

Llegábamos a la hora de juego con Alemania desarbolada y 4-0 a nuestro favor en el marcador. Löw efectuó un doble cambio (Sané y Goretzka). Acto seguido Ferran pudo anotar su tercer gol, nuestro quinto. Era nuestro mejor jugador, sin desmerecer a los centrocampistas o a Morata.

En el 67 Morata no llegó a un balón lateral de Fabián. Estaba solo, con Neuer fuera de sitio.

Luis Enrique preparaba un triple cambio: los tres puntas. Justo antes Ferran lograba su hat-trick. Fabián se la dejó de dulce. 5-0 en el 71.

Marco Asensio, Oyarzabal y Gerard Moreno entraron en el 72 y con 5-0 a nuestro favor. Oyarzabal puso el 6-0 en el 88.

Acepto pulpo como animal de compañía. Es decir: Luis Enrique, teniendo claro que la clasificación pasaba por este partido final contra Alemania, guardó sus mejores bazas para este enfrentamiento. De ahí la ilógica de las dos anteriores alineaciones y la lógica de esta. Es una explicación plausible. Pero que acepte no significa que lo compre. Contra Suiza estuvimos al borde del precipicio. Se salvó el partido in extremis, con un empate a última hora. Los fallos anteriores sí sirvieron para rectificar el rumbo. Y estas modificaciones son mérito de Luis Enrique. Supo desdecirse y arreglar los entuertos que el mismo había creado. Y en la mala suerte de las dos lesiones de ayer, tuvimos la fortuna que una de ellas arregló un error suyo (la entrada de Fabián por Canales fue decisiva, al igual que la baja de Busquets favoreció la presencia de Rodri hoy).

Pelillos a la mar: celebremos la exhibición de España y la clasificación para las semifinales de esta Liga de Naciones. Hemos disfrutado de buenas oportunidades y de seis goles (jugar con un delantero centro ayuda en ambas facetas), muy buen juego y una victoria contundente ante Alemania. ¡El 6-0 dará la vuelta al mundo!

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

¡Sergio Ramos falló dos penaltis!

La noticia del partido, más allá del resultado, fue que Sergio Ramos falló dos penaltis. Después de anotar 25 consecutivos llegó el final de una racha que ha sido histórica. El portero suizo Sommer es el otro protagonista de esta historia. Adivinó la dirección del primer lanzamiento y aguantó bien el amague de Ramos (al que quizás le faltó fuerza en el disparo). En el segundo aprovechó la pésima ejecución de nuestro capitán. Me da la sensación que intentó un Panenka y no acertó picando el esférico. Esta segunda pena máxima, sobre Morata, supuso además la segunda amarilla para Elvedi (min. 78). España iba perdiendo 1-0 ante Suiza cuando se produjeron estos dos lanzamientos. Y antes de ellos un error tremendo de nuestro portero, Unai Simón, pudo suponer el 2-0. Salió fuera de su área para despejar un balón. La patada fue al aire. Seferovic se hizo con la pelota y chutó. Menos mal que Ramos salvó el gol bajo los palos. ¿El portero del Athletic, a tres puntos del descenso, está para ser titular de la selección?

España empató in extremis frente a Suiza gracias a Gerard Moreno (min. 89), a pase de Reguilón. Y a pesar de los errores de Luis Enrique. El seleccionador se equivocó en la alineación, en los cambios (¿por qué entró Morata en el 55 y no en el descanso?) y en el planteamiento.

¿Es normal que Rodri o Morata no sean titulares? ¿O Koke que parece haber recuperado el buen tono en su club? ¿Es lógico poner a Dani Olmo de delantero centro? Y luego intercambiar su posición con Oyarzabal en el arranque de la segunda mitad. Olmo es un punta que prefiere buscar el pase en vez de rematar. Al menos ayer. Además de no acertar ningún pase, la única vez que buscó portería fue justo cuando no debía. Desde muy, pero muy lejos. Ni siquiera alcanzó la puerta, su disparo fue rechazado por un defensa. Le falta mucho para ser titular con España. Tampoco entiendo la presencia de Adama Traoré. Estará todo lo fuerte que ustedes quieran. ¿Mas qué aporta al juego colectivo? ¿Finaliza bien alguna jugada? ¿Qué peligro creó por su banda?

Marcos Llorente está de dulce. Tiene llegada, fuerza y gol. Ayer Luis Enrique lo dejó en la grada. Prescindió completamente de él. Podría haber ocupado el puesto de Fabián en el medio campo (se fue tocado en el 55 y le sustituyó ¡Morata!) o el de Taoré (quien entró en el 72).

Este empate nos relega a la segunda posición de nuestro grupo. Solo se clasifica el primero para semifinales. El último partido será el próximo martes en Sevilla contra Alemania, nueva líder del grupo. Solo nos sirve ganar.

P.D.: El 1-0 de Suiza lo anotó Frueler en el 25 tras una marcelada de Reguilón. Le buscaron la espalda y le dejaron en evidencia. Ramos tampoco estuvo fino.

1 comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

España clasificada para la Eurocopa 2020

TT NEWS AGENCY REUTERS AS

España necesitaba un punto para clasificarse matemáticamente para la Eurocopa 2020. Y lo consiguió empatando a uno en Estocolmo, frente a Suecia. Si ante Noruega nos marcaron en el último minuto ayer la pedrea nos tocó a nosotros. Cuando llevaba un cuarto de hora musitando sobre por qué Fabián había dejado de rematar (había sido nuestro jugador más peligroso de cara a la portería contraria), le llegó un balón, en el segundo minuto de los cuatro de descuento, a la salida de un saque de esquina desde la otra banda. Estaba a medio camino entre los vértices de las dos áreas. Y realizó lo que antiguamente se llamaba un centro-chut. Rodrigo (que había entrado por Thiago en el 65), hábil y oportuno, la empujó a la red desde el área chica. Este 1-1 ponía justicia en el marcador.

Robert Moreno hizo cambios respecto al partido contra Noruega: De Gea por Kepa (aunque el del Manchester United tuvo que retirase lesionado en el 59; junto a Fabián estaba siendo el mejor de España), Rodri por Busquets, Gerard Moreno (quien debutaba) por Rodrigo, Carvajal por Jesús Navas, la presencia de Thiago en vez de Saúl más Iñigo Martínez por el sancionado Sergio Ramos. Ceballos, de quien sigo sin entender su presencia como titular, jugó arriba a medio camino entre los delanteros y los centrocampistas (como en Oslo). En resumidas cuentas, jugó de nada. Mejoró cuando entró Rodrigo por Thiago y bajó a la media.

España arranco bien. Jugando rápido, al primer o segundo toque, con cambios continuos de orientación y finalizando las jugadas. Olsen, el meta sueco, tuvo actuaciones destacadas. Ellos eran peligrosos a los contragolpes. De Gea se lució. Destacar a ambos porteros dice mucho del ritmo del partido. El 0-0 al descanso reflejaba la superioridad de los dos metas y la falta de puntería, especialmente la nuestra.

La segunda mitad fue distinta. Perdimos chispa. Las ganas suecas, necesitaban ganar, se impusieron a las nuestras. Parecíamos cansados. ¡Estamos en octubre, no en febrero! Nos superaron en lo físico.

Al poco de arrancar estos segundos 45 minutos nos marcaron el 1-0. Berg cabeceó a bocajarro. De Gea rechazó esplendidamente lo que parecía un gol cantado. El balón rechazado lo volvieron a rematar ellos (Forsberg). Desde el lateral. Milagrosamente entre el portero y el palo salvaron el tanto. Pero este nuevo rechace llegó a Berg, atento, y a la tercera fue la vencida.

La clasificación no peligraba. Necesitábamos un punto y el próximo partido es en Cádiz ante Malta. Nos jugábamos un récord que está pasando desapercibido: son ya cinco años, desde octubre del 2014, que no perdemos un partido de clasificación para Eurocopas o Mundiales. Ahí queda eso!!!

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Kepa afea la noche del récord de Sergio Ramos

MIGUEL MORENATTI AS

La noche que Sergio Ramos logró batir el récord de partidos internacionales, 168, con España, a la selección le empataron en el último minuto por un error garrafal de Kepa. Ibamos ganando 0-1 con lo que asegurábamos la clasificación matemática para la Eurocopa. Pero nuestro portero arrolló a un rival. El penalti lo transformó King, que hasta ese momento había dado guerra pero con escasa puntería. El gol de Saúl, nada más comenzar la segunda mitad, quedaba neutralizado y la clasificación quedaba pospuesta.

Con seis victorias y este empate ante Noruega, en Oslo, no deberíamos tener problemas para clasificarnos. Ganando, e incluso empatando, en Suecia el próximo martes lo logramos. Pero el problema lo tendremos si jugamos tan plano como ayer. Tampoco me gustó el once que presentó Robert Moreno donde me crujía la presencia de algunos jugadores (Rodrigo, Ceballos, Busquets) y la ausencia de otros (Rodri, Thiago, otro delantero).

Ayer España no estuvo brillante. Cuando dominó no deslumbró ni apabulló (a pesar de los dos palos de Fabián). Y en las fases en las que Noruega marcó el ritmo del partido, Ordegaard y King crearon más peligro del que una selección como la nuestra puede permitir. Cuando ellos colocaron a tres torres para intentar igualar a la desesperada, Moreno no supo reaccionar (a pesar de haber dado entrada a Cazorla por Ceballos).

El martes nueva cita, en Suecia.

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Las ventas del Madrid

100 millones

A la chita callando el Real Madrid ha superado los 100 millones de euros en ventas. La relación es la siguiente:

  • Kovacic: 45
  • Marcos Llorente: 40
  • Theo Hernández: 20
  • Raúl de Tomás: 20

Estas cuatro salidas suman 125 millones (el récord del Madrid está en los 130 millones del año pasado). Y habrá que sumar los posibles importes por cesiones y los previsibles ingresos por algunos jugadores con más caché como James, Bale, Isco, Modric o Ceballos (dos de estos caen fijo).

Para la 2019/20 se ha fichado por importe de 298 millones (Mendy, Hazard, Jovic, Militao y Rodrygo). Cifra a la que habrá que añadir un centrocampista más (Pogba, Ericksen, Fabián, etc.) y el sueño de todos los madridistas, Mbappé

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

España sub21 campeona de Europa por quinta vez

MIGUEL MORENATTI AS

Con su victoria sobre Alemania, 2-1, España sub21 conquistaba su quinto Europeo de la categoría. Alcanzamos a Italia en este aspecto. Otro dato importante a tener en cuenta: en las últimos cinco campeonatos hemos llegado a la final en cuatro de ellos, ganando tres. Precisamente perdimos en el anterior a este frente a Alemania. Además Dani Olmo fue elegido el mejor jugador de la final y Fabián el mejor del torneo. Ellos dos además hicieron los dos goles que nos adelantaron en el marcador. Olmo abandonó la cantera azulgrana con 15 años y se fue al Dinamo de Zagreb. Fabián, producto de la cantera bética, lleva una temporada triunfando en el Nápoles de Ancelotti.

España salió muy bien. Apretando desde la linea defensiva de los alemanes (me gustó mucho su capitán, el central Tah con el 4). Los primeros quince minutos fueron nuestros. El 1-0 llegó muy pronto. En el minuto 6 Fabián avanzó y poco antes de pisar la media luna del área lanzó uno de sus excelentes zurdazos. Alemania acusó el golpe pero no pudimos, o no supimos, rematarles. Y se rehicieron. Empezaron a imponerse a partir del cuarto de hora. La Rojita bien agazapada esperaba salir a la contra. En los últimos minutos de esta primera mitad nos encerraron en nuestra área. Botaron cuatro saques de esquina consecutivos y nos tuvieron de los nervios.

La segunda parte arrancó como terminó la primera. Los alemanes buscaban el empate. De la Fuente, nuestro seleccionador, metió aire dando entrada a Carlos Soler (por Oyarzabal). Pero la mejor noticia llegó con el 2-0 en el 68. Una larga combinación fue rematada por Fabian, nuevamente desde fuera del área, que el meta alemán rechazó con dificultades. Olmo atento a la jugada resolvió con una picadita genial.

El resto del encuentro fue Alemania buscando el gol, nosotros la contra con la tranquilidad del marcador a favor. He de reconocer que la parsimonia de Ceballos me desespera. Perdimos varias posibles ocasiones porque no jugó al primer toque o remató de primeras. Se empeña en parar, darse la vuelta y estas perdidas de tiempo provocan que se le amontonen los rivales. El 3-0 pudo llegar en un tremendo zapatazo de Soler. Acto seguido, en el 87, Amiri anotó el 2-1. Su disparo se envenenó (dicen que Vallejo rozó el esférico con la cabeza) y encontró la red.

Una mención especial para el mister De la Fuente. No se pudo empezar peor el campeonato: derrota 3-1 ante Italia más los llantos por la dureza de los italianos. Asumo que al técnico el lloriqueo no debió de hacerle ninguna gracia. Hizo un par de cambios y el equipo empezó a volar hasta ganar la final. Es en estos torneos cortos (este solo ha durado dos semanas), de alta intensidad, donde la dirección desde el banquillo es fundamental. Y De la Fuente reaccionó muy bien porque levantó a la sub21, cambiando  su rumbo y el destino, que no pintaba nada bien.

¡Felicidades a los integrantes de la selección, recordando también a quienes intervinieron en la fase de clasificación!

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

¿Por qué no hay VAR en la fase de clasificación de la Eurocopa?

¿Por qué no hay VAR en la fase de clasificación de la Eurocopa? Es realmente incomprensible. Además de ser un paso atrás en el avance tecnológico que ha supuesto la implantación del sistema. En el España 3-Suecia 0 de ayer se llegó con 0-0 al descanso. Cuando lo suyo hubiese sido un 1-0 o incluso un 2-0. En el minuto 16 el linier se equivocó señalando un inexistente fuera de juego y anuló el gol de Rodrigo. El auxiliar obviamente estaba mal situado. El VAR hubiese puesto orden al revisar la jugada y el tanto habría subido al marcador. Abrir el marcador en el 16 ante un equipo rocoso y compacto como el sueco se antoja como un hecho relevante. Dos minutos después el mismo linier corta un avance español por la derecha y señala fuera de juego a Marco Asensio. Era una jugada muy peligrosa. De existir el VAR la jugada habría continuado y, dada la superioridad numérica, era probable que hubiese terminado en gol.

Hubo tres cosas de la alineación inicial española que no entendí. La presencia de Isco y Parejo en el once. Se estorban, como se comprobó. El exmadridista está en mejor estado de forma que el madridista. Por tanto, me sobraba Isco. La ausencia de Morata en el ataque me resultó incomprensible. Ante la altura sueca tener a Morata me parece imprescindible. En los saques de esquina Sergio Ramos y Morata son dos buenas alternativas. Y son complementarios. La tercera es la presencia de Asensio por la derecha. Parece una consigna en la que conspiran todos sus entrenadores. Pierde potencial y la cabra siempre tira al monte: buscaba otras posiciones y acababa incordiando a Isco y Parejo (a Rodrigo también cuando se iba para el centro).

Isco salió más enchufado en la segunda mitad. Intentó el remate, buscó el gol y estuvo a punto de conseguirlo en un par de ocasiones en los primeros 10 minutos.

Al igual que en la primera mitad España incidía con el juego por las bandas. Pero los balones bombeados al área eran inútiles. ¿Dónde estaba Morata? El peligro llegaba en disparos desde fuera del área (Fabián y Parejo en la primera parte, con sendos paredones de Olsen, e Isco en el arranque de los segundos 45 minutos).

En el 62 a Asensio, por la izquierda, le interceptaron un pase con el brazo. ¡Penalti! Morata estaba en la banda listo para salir. Ramos transformó la pena máxima. Y Morata salió por Asensio durante la celebración del gol.

Oyarzabal entró por Rodrigo en el 71. Para mi gusto era Isco quien debió ser sustituido. Tras su buen arranque nuevamente volvía a estar missing. Y ellos, con el marcador en contra, habían adelantado lineas y se imponían en la lucha por el medio campo. El malagueño no está para estas batallas y mucho menos cuando entra en fase indolente.

Desde que Morata saltó al campo dejamos de bombear balones. ¿Dónde he visto esto antes? En este mismo estadio, el Bernabéu, pero con el Real Madrid en vez de con la selección. Era poner un rematador, fuese quien fuese, y dejar de jugar por las bandas.

Menos mal que Morata hizo de Juan Palomo: el se lo guisó y él se lo comió. Arrancó desde tres cuartos de cancha, a pase de Iñigo Martínez que recogió de espaldas, recortó y se lanzó hacia el área. Nada más entrar le derribaron. Otro penalti. Ramos se lo dejó lanzar (le entregó el balón) y Morata puso el 2-0 a cinco minutos del final. Dos minutos después Oyarzabal desde la frontal del área metió una rosca que supuso el 3-0 (la jugada la inició Isco, todo hay que decirlo). Entró besando la cepa del poste. ¡Un golazo! Y llegó el tercer cambio: Iñigo Martínez, con molestias, dejo su puesto a Diego Llorente.

Este 3-0 es el cuarto triunfo de España, en otros tantos encuentros. Y le metemos cinco puntos de ventaja a Suecia, que van segundos (con Rumania). El resultado, amplio, nos quita el mal sabor de boca de la primera mitad, por la ausencia del VAR y las intervenciones de Olsen. La temporada ha tocado a su fin.

 

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol