Archivo de la etiqueta: Cristina Garmendia

Ciencia y cocina según ZP (por Pedro García)

3 de febrero de 2010

La segunda legislatura de ZP arrancó marcada por la tardanza en asumir la gravedad de la crisis, por mucho que ésta fuera mundial y pillara a todos los “expertos” con el paso cambiado. No obstante, no tardó mucho nuestro presidente en repetir como un mantra que el propósito fundamental de su gobierno era cambiar el modelo productivo reinante en los últimos años en España. En dos palabras, menos ladrillo y más investigación e innovación. Lo repitió tantas veces que algunos le creímos… hasta que surgieron, en el verano pasado, los primeros rumores de cómo se iban a repartir los dineros de cada ministerio en los Presupuestos Generales del Estado, que es la prueba del algodón de las promesas de cualquier gobernante.  

La reacción de incredulidad de la comunidad científica ante la magnitud de los recortes previstos fue subiendo de tono hasta el punto de que la COSCE (Confederación de Sociedades Científicas de España) publicó una carta en los periódicos, el 17 de septiembre, con el significativo título de ¿Hundir la ciencia por el precio de seis “ronaldos”? En la misma línea, Joan Guinovart, presidente de COSCE, alertaba al gobierno por las mismas fechas de la barbaridad que iban a cometer: “Si creen que la investigación y la educación son caras, prueben con la ignorancia y la mediocridad”. Y mientras tanto, nuestra ministra Cristina Garmendia se descolgaba con una entrevista en Telva donde textualmente decía: “Me quita más el sueño que mis hijos traigan un suspenso a que me reduzcan el presupuesto del ministerio”.

Lo cierto es que el malestar generalizado del mundo de la ciencia consiguió, al menos, que los iniciales recortes se quedaran en cifras menores de las inicialmente previstas, pero recortes al fin y al cabo. Eso sí, en el mercadeo final en que se convierte la aprobación de las diferentes enmiendas a los presupuestos, una parte muy importante de los aumentos de última hora para el Ministerio de Ciencia e Innovación (MICINN) fueron para el País Vasco… Curiosamente el PNV aportó los votos imprescindibles para que dichos presupuestos fueran aprobados, pero naturalmente eso fue sólo una casualidad.

Y así, dentro del capítulo de subvenciones del MICINN resulta muy significativo enterarse de las prioridades de la política científica  del ministerio en una época de crisis y  austeridad: siete millones de euros se han destinado al “Basque Culinary Center Fundazioa” (¡escrito así, con tres palabras en inglés y una en vasco!). El real decreto correspondiente no tiene desperdicio y recomiendo su atenta lectura: se argumenta, con razonamientos muy sesudos, sobre “el interés público, social y económico de la concesión de esta subvención”. Por supuesto que al todavía por entonces secretario de Estado del MICINN, Carlos Martínez, le faltó tiempo, un mes antes de ser destituido, para ir a San Sebastián y hacerse la foto correspondiente con Arguiñano, Arzak y compañía (supongo que también aprovecharía el tiempo para comer convenientemente y comprobar la buena inversión de esos siete millones).

En fin, ésta es la situación de la ciencia española en 2010. Gráficamente se puede decir que en los últimos años se dieron dos pasos adelante hacia el nivel medio europeo de inversión en I+D, pero ahora se están dando tres pasos atrás con el agravante de que la recuperación será mucho más difícil. Y lo peor de todo es el descrédito que este gobierno ha sembrado para el futuro en los más jóvenes que todavía tienen (o tenían) ilusiones puestas en dedicarse a la ciencia. Definitivamente nunca seremos un país donde los científicos podamos tener la misma consideración y respeto de las que gozan en Estados Unidos, Alemania, Reino Unido y demás países con los que nos queremos comparar. Aquí preferimos cultivar y alabar a intelectuales tipo Belén Esteban… y así nos va.

8 comentarios

Archivado bajo Ciencia, Política

Gobernantes y la Universidad Francisco de Vitoria

30 de septiembre de 2008

Leí ayer en el blog de Javier Casal de Hora 25 (SER) lo siguiente:

 

“Desconozco si la Comunidad de Madrid ha autorizado la utilización de esta fotografía para promocionar la Universidad ‘Francisco de Vitoria’, propiedad del grupo ultracatólico ‘Legionarios de Cristo’. Si no ha sido así alguien desde la Puerta del Sol debería solicitar la retirada de este anuncio que hoy aparece en prensa. Si Aguirre ha dado el visto bueno, está volviendo a despreciar lo público frente a lo privado. Seguiremos informando…”

 

La foto la he reproducido desde la bitácora de Casal.

 

Pero no debería sorprendernos porque bajo Esperanza Aguirre, Mariano Rajoy y Pilar del Castillo como Ministros de Educación se fueron implantando en España.

 

La Universidad Francisco de Vitoria inició su trayectoria académica en octubre de 1993, como Centro Universitario adscrito a la Universidad Complutense de Madrid. A través de la Ley 7/2001, de 3 de julio, que confiere plena oficialidad a la totalidad de las titulaciones que imparte, consiguieron la plena homologación como Universidad privada (información obtenida de su Web).

 

¿Y quien era el Rector de la Complutense? Gustavo Villapalos, desde 1987 hasta 1995. Del rectorado pasa directamente a encabezar la Consejería de Educación, Cultura y Deportes de la Comunidad de Madrid desde 1995 hasta 2001, durante el gobierno de Alberto Ruiz-Gallardón (con una dimisión/cese aun no suficientemente aclarada). El actual rector de la Francisco de Vitoria, Daniel Sada, le ha nombrado Doctor Honoris Causa. Todo empieza a cuadrar…

 

Para mayor información sobre los Legionarios de Cristo he enlazado la entrada de la Wikipedia a su nombre. Y de su fundador Marcial Maciel, decir que su fallecimiento se llevó por delante la investigación sobre pedofilia.

 

La red que han tejido en España entre poderosos y gobernantes es muy importante. Según la Wiki encontramos a:

  • La familia Oriol, vinculada con la empresa de electricidad Iberdrola. Introdujo a la Legión a España en 1946.
  • La familia de José María Ruiz-Mateos que donó en 2006 más de seis millones de euros a la Legión.
  • Alicia Koplowitz, de la Fundación Vida y Esperanza.
  • Ángel Acebes, ex ministro del Interior del último gobierno de la administración Aznar.
  • José María Michavila, ex ministro de Justicia.
  • Ana Botella, esposa del ex presidente del Gobierno José María Aznar y concejala de Empleo y Servicios al Ciudadano (Asuntos Sociales) del Ayuntamiento de Madrid.
  • Francisco Camps, Presidente de la Generalidad Valenciana.

 

Si os ha picado la curiosidad y pinchasteis en la Wiki habréis encontrado otros nombres, como el del magnate de medios venezolano Gustavo Cisneros o el del mexicano Carlos Slim, una de las mayores fortunas del planeta. Pero no abandonemos el solar patrio. Ya nos avisaban hace años Los Genoveses en un dossier sobre Ana Botella, y decían de Daniel Sada:

 

[…] comenzó su carrera política como presidente fundador de Iuve, una asociación humanitaria y de carácter marcadamente conservador que nació en el entorno de Gustavo Villapalos, entonces rector de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) y responsable, aseguran los expertos del ultracatolicismo, de la entrada de los Legionarios de Cristo en el entorno de La Moncloa. El propio Daniel Sada se confiesa un colaborador de la Legión de Cristo, aunque no miembro de ella. «Tengo un hermano que es sacerdote de los legionarios. Y si apoyar, colaborar y defenderlo es ser de los legionarios, lo soy», aseguraba el director de la Fundación Carolina hace unos meses al diario El País.

 

En 1998, Daniel Sada fue fichado por Aznar como asesor de la Presidencia del Gobierno en temas de Educación y Cultura. Ahí nació una amistad con Ana Botella que perdura hasta hoy y que la mantiene bien aconsejada en temas de ONGs y sociales, en general. […]

 

Por eso escribía al principio que no era tan sorprendente ver a dirigentes del PP involucrados con la Francisco de Vitoria. Aunque si es verdad que choca verles tan íntimamente ligados “sin complejos” -vía publicidad- como en este caso. Serán las cosas que nos trae la privatización de la educación de Doña Esperanza.

 

Pero al menos para mi la sorpresa ¡y monumental! fue encontrarme a la Ministra Garmendia relacionada con la Francisco de Vitoria. De ella, seguidora de la insigne Margarita Salas, sólo he escrito en La austeridad socialista por su conflicto de competencias con mi “amigo” Sebastián, en aquel bochornoso episodio que fue un “scoop” de El País. No era la primera vez que chocaban. Y por sus amistades peligrosas lo preocupante –al menos para mi- es que ahora las Universidades son de su competencia, y no de Educación (Mercedes Cabrera).

 

¿Una Ministra de Zapatero y los Legionarios de Cristo? Si, y no me he vuelto loco. Ocurrió cuando presidía su empresa Genetrix. Pero a los tres meses de ser nombrada Ministra, la vinculación desapareció de la Web de la empresa. Fui precavido en su momento y me guardé un pantallazo, que podéis ver al final del post (es la penúltima entidad colaboradora). Y me preguntó ¿qué pintaba la Francisco de Vitoria colaborando con una empresa de biotecnología? Algo no cuadra, aunque poderoso caballero es Don Dinero…

16 comentarios

Archivado bajo Ciencia, Cultura, General, Madrid, Medios, Política, Religión