Archivo de la etiqueta: Casemiro

Bale y Modric tocados

Marca

Del Gales 1 Croacia 1 tanto Bale como Modric salieron tocados. El galés terminó cojeando por molestias en el gemelo y al croata tuvieron que cambiarle por un golpe en la rodilla. Estos percances son bien preocupantes. Pero no en el sentido que dan los medios: el del Clásico. Se empeñan en hacer cábalas sobre un partido dentro de dos semanas. A mi el que me preocupa es el anterior de Liga, el de este próximo fin de semana, frente al Mallorca. Y entre ambos viajamos a Estambul para jugarnos media Champions con el Galatasaray.

Asumo que Bale y Modric no serán del once frente a los baleares. (Por precaución). Aún no conocemos el alcance de sus lesiones. Añadan a esto la lesión de Kroos. Es decir, de entrada afrontamos los tres puntos frente al Mallorca con tres bajas. Que podrían no ser las únicas.

Sergio Ramos está a una tarjeta de la suspensión. ¿Arriesgamos con él contra el Mallorca? Militao puede ser una muy buena solución. Y además tenemos otra situación: Casemiro. Su presencia está siendo indispensable en el equipo titular de Zidane. Lo ha jugado todo y vuelve de dos partidos con Brasil. Si hay un jugador que precisa rotación es Case. ¿Podemos permitirnos no contar con él ante el Mallorca? Su ausencia unida a la baja segura de Kroos y la probable de Modric debilita nuestro medio campo titular.

¿Entienden ahora porque me preocupa el partido contra el Mallorca? Y luego el del Galatasaray antes que el Clásico.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

El globo de Areola se desinfla

MArca

El Real Madrid venció 4-2 al Granada en un buen partido en el que se desinfló el globo de Areola. El meta frances demostró en el PSG ser capaz de lo mejor y de lo peor. Ayer vimos su lado oscuro. De hecho el único peligro de los andaluces llegó por el escaso acierto del portero, que nos costaron dos goles, y por la leña que repartieron.

Zidane sorprendió con Odriozola y Carvajal de laterales. El canterano por la izquierda. Pedro Arjona, en el tercer tiempo, me recordaba que ya había jugado ahí en el Castilla de Sarabia (hoy en el PSG). Dispuso de dos oportunidades de gol en dos buenas incursiones por esa banda izquierda.

Fede Valverde volvió a la titularidad y fue el mejor del encuentro. Le acompañaron Kroos y Casemiro. El alemán se lesionó y fue sustituido por Modric a la media hora.

El primer cuarto de hora del Madrid fue muy bueno y el arranque no pudo ser más brillante. Al minuto Bale se escapaba por la banda derecha y metía un pase con el exterior. Benzema no perdonó y anotó el 1-0. Mientras Bale estuvo encendido el peligro rondaba el área visitante. Cuando el gales se apagaba también lo hacía el ataque blanco. Quien estaba apagado fue nuevamente Hazard. Hasta que en el 45 la insistencia de Valverde dio su fruto. Se hizo con el balón y lanzó al belga por el centro. Este encaró a Rui Silva y le batió con una vaselina. 2-0. Era el primero que marcaba con el Real Madrid.

En la segunda mitad llegaron cuatro goles y Zidane completó sus cambios: Isco por Hazard y James por Bale.

El 3-0 fue un misil de Modric por la escuadra. Nuevamente la fe y la insistencia de Valverde tuvieron compensación. Esta vez su robo llegó a Hazard. Su pase a Modric propició el esplendido remate del croata. 3-0. Las cantadas de Areola estaban por venir. Antes tuvimos un par de aperitivos con dos salidas falsas en balones aéreos. Luego vino el tonto-penalti que cometió (en vez de patear el balón lo hizo con un jugador rival). Machís transformó la pena máxima: 3-1 en el 68. Ocho minutos después Areola se comía un balón a la salida de un saque de esquina (forzado por Varane quien sacó la pelota bajo palos cuando ya se colaba). Domingos Duarte, en el área chica, lograba el 3-2.

El Madrid seguía jugando bien, ligando jugadas y creando peligro. Pero el cuatro no llegó hasta el descuento. James marcó su primer gol de la temporada tras una extraordinaria subida de Odriozola por la otra banda. Hasta ese momento estábamos tensos y encogidos. Pero no como el día del Levante que acabamos pidiendo la hora. Era por Areola…

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

El Madrid se complica la Champions

JESUS ALVAREZ ORIHUELA AS

El 0-2 al descanso era fruto de dos desaciertos (por partida doble, nuestros y suyos) y de la caprichosa diosa Fortuna (¡no se puede tener tan mala suerte!). El Brujas tuvo tres oportunidades en esta primera parte. Y falló en dos, precisamente en las ocasiones que anotaron. En el 0-1 Dennis, en una contra rápida en la que no hubo fuera de juego por un error de Carvajal, al intentar rematar con la derecha, frente a Courtois, la pelota acaba tropezando en su pierna izquierda. Y para dentro ante el asombro del portero que había cubierto el palo contrario y además se resbaló ante el cambio de dirección del esférico. El 0-2 nuevamente tuvo a Dennis de protagonista. Una mala salida de balón de Modric se traduce en un pase interceptado a la altura de nuestra media. El veloz delantero se lanza para encarar a Courtois. Y se tropieza. Su fortuna, que no la nuestra, es que sale trastabillado con la pelota tan bien situada para que pueda picarla por encima del portero.

El Madrid dispuso de varias ocasiones, pero no hubo suerte. Dos remates de Kroos desde la  frontal del área, uno de Modric desde dentro del área y un cabezazo de Benzema se fueron fuera. Se quedaron en uyes. Además hay que contabilizar un paredón a cabezazo de Varane, a la salida de un córner. Salvo la de Benzema todas estas oportunidades fueron en los últimos 15 minutos.

Tras el descanso hubo un doble cambio de Zidane: Areola y Marcelo entraron por Courtois y Nacho. Parece que tanto meta como defensa estaban tocados.

La salida blanca del vestuario fue impetuosa. Siguieron dominando, creando peligro. Solo que esta vez un pase de Benzema fue cabeceado por Sergio Ramos a la red. 1-2 en el 54. Al igual que en el 0-1 hubo que esperar a la confirmación del VAR.

A Hazard se le veia más cómodo con Marcelo de lateral que con Nacho. Pero nuevamente no tuvo su día. Y mientras tanto el reloj corría.

En el 66 entró Vinicius por Lucas Vázquez (injustamente maltratado por parte de la afición durante el encuentro y en su salida del campo).

Remates fuera de Hazard y de Modric pudieron haber supuesto el empate. Uno de Casemiro provocó una esplendida intervención de Mignolet. Y a medida que iba pasando el tiempo el Madrid iba perdiendo el poco fútbol que tenía y la garra demostrada  ya pasaba factura física. El Brujas, bien colocado, jugando fácil, se asentaba.

En el 83 ellos se quedaron en 10 (por doble amarilla de su capitán). Teníamos otro partido por delante. Y justo: en la falta que originó la segunda amarilla, sacada por Kroos, fue cabeceada por Casemiro a la red y significaba el empate. 2-2.

La voragine blanca de los últimos minutos era la previsible. El encuentro se alargó cuatro minutos. Se jugaba en campo belga. Un error de Mignolet, al salir de puños, no pudimos aprovecharlo.

El Madrid estaba desordenado: Marcelo por la derecha, Vinicius se mudó de la derecha a la izquierda para tropezarse con Hazard, Ramos de delantero centro,… La última jugada fue un saque de esquina. Casemiro cabeceó fuera y no pudo ser.

La situación es la siguiente: el Madrid llegaba colista con 0 puntos (tras el varapalo de París). Hemos encajado 5 goles en dos partidos de Champions. Con un solo punto nos complicamos la clasificación del grupo.

1 comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Un derbi aburrido

Sergio Pérez Reuters El País

El 0-0 es fiel reflejo de un derbi aburrido. Aunque un encuentro que acabe empatado a cero puede resultar divertido y emocionante. Por juego, ocasiones, polémicas arbitrales, etc. Pero no fue el caso del Atlético de Madrid 0 Real Madrid 0 de anoche.

Decía Roberto Carlos en la previa de Real Madrid TV que el Atleti te deja la pelota y espera a que te equivoques. O busca tu error. No fue así de inicio, porque salieron a ganar. No duró mucho. Unos ocho minutos. Justo lo que tardaron en crear la primera ocasión, de Joao Félix. A partir de ahí pasamos al guión previsto por Roberto Carlos.

Simeone apostó por Vitolo. Le salió rana y lo cambió al descanso. Zidane, como aventuraba en el post de ayer, contó con Fede Valverde (dejando a James en el banquillo). Porque oxigena a Casemiro y da libertad a Kroos. El alemán es otro, se le ve contento, se acerca a las inmediaciones del área rival, intenta rematar (y no de forma ocasional). En la primera mitad de ayer fue el jugador blanco que más kilometros recorrió. Mientras el rojiblanco Thomas fue el mejor, en esa primera parte y en la segunda.

El Madrid volvió a dejar la portería a cero, en un partido de pocas ocasiones. Tan solo  recuerdo cinco. La mencionada de Joao Félix y un cabezazo forzado, en buena posición, de Correa al inicio de la segunda parte. Ambas se fueron fuera. El Madrid tuvo tres: un cabezazo espléndido de Benzema con una magistral mano de Oblak que salvó un gol cantado; y dos que se fueron fuera: Bale a los 54, solo, que fue la más clara del derbi y otra de Modric, en su primera intervención tras sustituir a Valverde.

Hubo dos cambios que pudieron decidir el encuentro. Zidane erró quitando a Valverde. El cambio era Hazard. Otro día en el que no tuvo su día. En entrevista post partido Zizou dijo que quitó a Valverde por unas molestias. Decir eso y no decir nada es lo mismo. No le creo. Su afirmación es porque sabe que se equivocó. Simeone reaccionó rápidamente y quitó a Joao Félix y metió a Marcos Llorente. Una decisión incomprensible para muchos, empezando por los aficionados colchoneros. Pero certera, porque buscaba dominar lo que quedaba con ese doble pivote (Thomas y Llorente). Como así sucedió. El Atleti se hizo con el control y dominó como no había hecho desde el inicio (esos primeros minutos que mencioné anteriormente). El problema es que no tenían profundidad (a pesar de algunas apariciones de Saúl, reconvertido a lateral) ni pólvora. Diego Costa estaba fundido. La reacción merengue no se hizo esperar: retiraron a Hazard y entró James (no aportó demasiado).

El empate no creo que deje satisfechos a ninguna de las dos aficiones. Y el Barça sin Messi recorta dos puntos…

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Obligados a ganar

En un derby tanto Atlético de Madrid como Real Madrid están obligados a ganar. Pero hoy más que nunca. Porque no solo está el liderato en juego también tenemos el computo de errores. Ninguno puede permitirse perder más puntos, cuando apenas se habrán disputado siete jornadas. Un factor adicional es el partido del Barça, que a partir de las 16:00 se enfrenta al Getafe. Una visita complicada para los culés, que volverán a a acusar la baja de Messi. Cualquier tropiezo azulgrana debe ser aprovechado por los dos clubes madrileños, a los que apenas les separa un punto (los de Valverde, antes de jugarse los partidos de hoy, están a cuatro puntos del líder, el Madrid).

A partir de las 21:00 la batalla se disputará en el centro del campo. Es previsible, conociendo a Simeone, que sea un partido muy fisico. La fuerza de Thomas, ya graduado como futbolista para empresas mayores, puede desnivelar la balanza. Queda la duda de saber si el mister rojiblanco saldrá con un 4-4-2 o un 4-3-3. Varios nombres propios pueden decantar la balanza en un sentido u otro: Leman, Vitolo y Marcos Llorente. El exmadridista abre la posibilidad de jugar con un doble pivote (junto a Thomas). De ser esta la opción elegida, apuesto (desafortunadamente) por una victoria rojiblanca.

Zidane, por que leo y escucho, parece decantarse por un 4-3-3. Esquema que se me antoja muy arriesgado. Un clásico 4-4-2, el 4-1-4-1 que a veces emplea o el 4-2-3-1 parecen opciones más lógicas. Supongo que estas últimas opciones dependerán del estado de Modric, quien acaba de recibir el alta. Estoy convencido que el croata dispondrá de minutos. Fede Valverde, técnica y pulmones, puede equilibrar la lucha por el medio campo (ayuda a Casemiro y libera a Kroos). Y aunque Zizou no quiera recordar los siete goles que nos metió el Atleti en pretemporada, y lo han eliminado del resumen de la rueda de prensa en el video, los aficionados y jugadores de ambos equipos no lo olvidamos. Espero que estás ganas de revancha blancas no nublen las mentes de nuestros futbolistas y sí sirvan de aliciente.

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

Algo más que un 3-0

Antonio Villalba RM

En el 3-0 del PSG al Real Madrid hay algo más. Primero, se quedó corto porque tal fue el abrumador dominio de los locales sobre nuestro equipo, que no compareció. Como sería la cosa que solo hubo dos tiros entre los tres palos: los dos goles anulados, a Bale en la primera mitad y a Benzema, en la segunda. Los otros escasos remates (fuera) llegaron por medio de Bale (2) y de Hazard (1).

Y segundo, quizás la razón más importante: la evidente falta de preparación:

  • Física: el equipo no corre. Ni con balón ni sin él. Añadan a esto la innumerable lista de lesionados (8) por problemas musculares.
  • Estratégica: no hubo planteamiento, desde la alineación que ya daba pistas sobre lo que podía ocurrir. Y continuó con los cambios efectuados, debilitando aún más un centro del campo que anoche estuvo romo desde el primer minuto.
  • Y de Planificación: ¿cómo es posible que el Madrid se presente a un partido de Champions con solo un centrocampista? Me refiero a Casemiro. Otras voces subirán la cifra a tres, por Kroos y James. Dos medias puntas reconvertidos. Da igual. Sean uno, dos o tres es claramente insuficiente. Como desafortunadamente pudimos comprobar. ¿Fidalgo del Castilla no es digno para completar la convocatoria? Por no hablar de los que hemos despachado: Ceballos, Kovacic, Marcos Llorente. ¿Ninguno sirve?

Estas tres faltas de preparación tienen nombres propios: el de Zidane, desde la parte técnica y Florentino Pérez, desde los despachos (como la temporada pasada). Las obras faraónicas de la reforma del estadio vuelven a pasarnos factura. Es como una maldición…

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol

De 3-0 a pedir la hora

DANI SANCHEZ AS

El Real Madrid su fue con 3-0 al descanso y acabó pidiendo la hora. El ajustado 3-2 del resultado final dice mucho del rival, el Levante. Y pudieron haber empatado en los instantes finales, pero se encontraron con Courtois.

La primera parte del Madrid fue la mejor desde la vuelta de Zidane. El 3-0 hacía justicia al juego y las oportunidades.

El Real Madrid salió con lo puesto ante la plaga de lesiones musculares (mayormente). Benzema enchufado desde el principio contagió a sus compañeros. Suyo fue el primer remate de puerta (al minuto y medio). Y ahí empezamos a vislumbrar lo buen portero que es Aitor. Encajó tres goles (más uno anulado y un tiro al palo de Benzema) que pudieron ser varios más.

El Madrid, liderado por Benzema, fue aumentando la presión alta, metiendo ritmo al encuentro y acelerando el juego. La pelota corría porque se jugaba al primer toque. La medular (Casemiro, Kroos y James con la ayuda de Lucas Vázquez) funcionaba. Case cortaba y distribuía con criterio: por el centro o por las bandas; Kroos era el metrónomo que conocimos y James (muy buen partido el suyo, hasta que el físico le pasó factura) ponía la chispa y el talento. Entre los tres y Lucas Vázquez asfixiaron a los rivales. Por las bandas Marcelo fue Marcelo y cumplía defensivamente. ¡Qué bien le ha sentado al brasileño perder esos varios kilos de más!

Benzema en el 24 certificó, de un excelente cabezazo a pase de Carvajal, el aumento de intensidad merengue. Seis minutos después volvía a marcar, tras una combinación con James. El pase, excelente, del colombiano lo ganó el francés cuerpeando a su defensa. Se hizo con la posición y batió al meta. Era el segundo tanto de Benzema, el cuarto en esta Liga, el decimocuarto en sus últimos 14 partidos con el club. Lo digo para sus detractores (si hay que criticarle soy el primero en hacerlo, pero sin perder la perspectiva). Los mismos que ignoran que está entre los 10 máximos goleadores de la historia del Madrid.

El 3-0 llegó en una excelente internada de Vinicius por la derecha. Su pase, con el efecto justo, fue remachado por Casemiro en la posición de delantero centro. ¡Gran carrera del medio para llegar!

Si al principio del partido, en mi zona, recordábamos el 1-2 de la temporada pasada, el 3-0 al descanso y la buena imagen demostrada, eliminaba ese traspiés de nuestra memoria. Por poco tiempo: a los tres minutos de reanudarse el partido Mayoral, un ex, lograba el 3-1.

El doble cambio en el 59 (Ramos y Casemiro) tiene dos lecturas: una, acertada en el caso del defensa para dar entrada a Militao y darle minutos junto a Varane (de cara al miércoles en París) y otra preocupante en el caso de Case. Se trataba de preservarle de cara al choque contra el PSG (luego Zidane habló en rueda de prensa de unas molestias). El problema es que no solo Kroos perdió a su mejor compañero, también bajó su rendimiento al ocupar la posición de Casemiro. La entrada de Hazard camufló inicialmente esta pega. Deslumbró en sus primeras jugadas. El cuarto gol parecía más cerca aunque no se logró. Por desaciertos nuestros, por Aitor, por el palo o porque anularon el de Vinicius (¡qué mala suerte tiene este chico de cara a portería!). Lo que llegó fue el 3-2 obra de Melero en el 74.

El Levante confirmaba ser un equipo trabajado, bien colocado en el campo. Aunque se hicieron con el control del partido las ocasiones seguían siendo blancas. Quizás un 5-3 o un 6-3 hubiera sido lo más acorde vistas las oportunidades de ambas. De cualquier forma estos tres puntos saben a gloria, tras dos empates consecutivos.

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol