Archivo diario: marzo 7, 2021

El empate del derbi solo beneficia al Barça

Javier Soriano AFP AS

El empate del derbi, 1-1, solo beneficia al Barça, que recorta dos puntos al líder y se pone segundo dos delante del Madrid.

La ausencia de Joao Félix y las presencias de Benzema y Rodrygo fueron las grandes novedades de Simeone y Zidane en los onces de Atlético de Madrid y Real Madrid.

El derbi arrancó con un dominio absoluto del Atleti. Nos tenían embotellados. No conseguíamos pasar de la divisoria de ambos campos. La primera vez fue en el minuto siete.

El 1-0 de Luis Suárez se produjo en el 15. Un desajuste defensivo en nuestro costado izquierdo resultó fatal. ¿Dónde estaban Marco Asensio y MendyMarcos Llorente aprovechó la situación. Nacho salió a la desesperada hacia el medio campo. Llorente le superó y filtró un pase en profundidad a Suárez. Varane era él único central disponible. El uruguayo penetró en el área y superó a Courtois de un certero zurdazo con el exterior.

El primer remate madridista llegó un par de minutos después. A cargo de Benzema. Fue defectuoso. El francés no se desanimó y lo intentó dos veces más. Intentos infructuosos. Hasta el 28 no volvimos a buscar portería, cuando un remate lejano de Casemiro puso en apuros a Oblak. Mas el partido seguía jugándose al ritmo que marcaban los rojiblancos. Corrían más y mejor que los blancos. Las bandas eran suyas. Asensio y Rodrygo no existían. Solo cuando Benzema caía por los costados podía pasar algo. Mendy y Lucas Vásquez bastante tenían con frenar las oleadas locales como para aventuras en ataque. Aunque lo intentaron, pero poco. En una incursión de Mendy llegó el 1-0 en la contra…

Un posible penalti en el 40, por manos de Felipe en el área del Atleti, fue revisado por el VAR. Si lo pitaban protestarían ellos. Si no lo pitaban protestábamos nosotros. Se impuso la decisión arbitral frente al aviso del VAR y no se señaló. Otro borrón en la cuenta negativa de Hernández Hernández contra el Madrid. Le conocemos bien de los Clásicos: siempre se equivocaba a favor del Barça y en contra nuestra.

Un caño de Carrasco a Lucas Vázquez, mediada la primera parte, es la mejor imagen de lo que fueron los primeros 45 minutos.

Barruntaba en el descanso sobre las posibles entradas de Marcelo o Vinicius por Marco Asensio. Lo único claro es que había que tocar líneas, delantera y centro del campo. Fede Valverde era otra opción. Lo positivo era que después del baño que nos habían metido solo íbamos 1-0 abajo.

No hubo cambios. En ninguno de los dos.

Al minuto de la reanudación los técnicos mandaban calentar a Fede Valverde, Vinicius, Saúl y Joao Félix.

El Atleti seguía pegajoso, presionando arriba, pero el Madrid parecía salir mejor con la pelota controlada. Mendy y Asensio aparecieron más en los primeros 10 minutos que en toda la primera mitad. Pero las contras de Correa y Carrasco olían a peligro.

Carrasco tuvo el 2-0 en el 52, tras un error de Varane. Salvó Courtois en el mano a mano. Dos minutos después el meta belga volvió a salvar al equipo, esta vez ante Suárez tras una buena internada de Carrasco.

En el 56 Saúl entraba por Lemar. Tres minutos después eran Vinicius y Valverde por Rodrygo y Asensio. ¿Por qué no hizo Zidane estos cambios en el descanso?

A la hora de juego Correa también la tuvo. Golpeó mal y flojo. Mientras, cundía la sensación que la única opción blanca llegaría a balón parado.

Joao Félix sustituía a Carrasco en el 63, quien se llevó la amarilla por salir del campo por el lado equivocado. Un cambio tan valiente como sorprendente. Valiente por dar entrada al portugués y sorprendente por retirar a uno de los mejores jugadores del encuentro.

La presencia de Valverde consolidó el medio campo blanco. Modric gozó de más libertad. Estábamos mejor que en la primera parte.

A falta de 20 minutos un zapatazo de Valverde, también desde fuera del área, fue despejado por Oblak. Este disparo y el de Casemiro de la primera mitad, suponían el único bagaje en ataque del Madrid.

Al filo del 74 Benzema desde el borde del área grande pudo empatar. Se le fue arriba.

El Atleti buscaba los huecos a la espalda de los jugadores blancos y los nuestros jugaban al pie. Ellos jugaban a la contra y nosotros frenábamos las nuestras. Vinicius era el único que rompía el guion. En una internada se la puso a Benzema. Oblak salvó el remate a bocajarro del galo en el 79. Repitió con el rechace también a remate de Benzema. En el 81 le volvió hacer la faena a Benzema, al sacar una falta botada por el nueve blanco que iba dentro.

Kondogbia entró por Correa para reforzar el medio campo rojiblanco.

Benzema de tanto intentarlo empató en el 87. Un tuya-mía con Casemiro desvía a Oblak hacia el brasileño, quien se la cede a Benzema, en las inmediaciones del punto de penalti. Y anotaba a puerta vacía.

Los tres minutos de descuento pasaron de un área a otra. Sin peligro.

El Madrid no cumplió con el objetivo de ganar. Ya son dos partidos seguidos empatados. Así es muy difícil revalidar el título de Liga. De momento somos terceros, a dos puntos de los azulgranas y a cinco de un líder que tiene un partido menos.

Deja un comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol