El pecado original de Arrimadas y Gabilondo

Tanto Inés Arrimadas como Ángel Gabilondo parten del mismo pecado original: ganar sus autonómicas y no presentarse a la investidura. ¿Por qué no dieron la cara? ¿Por qué dejaron a sus votantes con la sensación de haber tirado su voto al optar por ellos? Las razones que alegaron es que sin mayoría no les daban los números para salir airosos. ¿Y? ¿Tiran la toalla sin presentar batalla?

El posterior desembarco de Arrimadas en Madrid y su ascenso al frente de Ciudadanos la han alejado de ese episodio de cobardía política. Su edad también jugaba a su favor. Todo lo contrario que en el caso de Gabilondo. Está de salida y se nota mucho. No estoy para dar lecciones, pero en su discurso de investidura, en caso de haber optado por esta opción, podía haber marcado lineas y dejado retratadas a las derechas con los recortes en educación y sanidad (con las correspondientes privatizaciones), los innumerables casos de corrupción del PP, los bailes en la presidencia de la Comunidad de Madrid, los casi 25 años del PP gobernando, etc. Y una pregunta clave a Ignacio Aguado y Ciudadanos: ¿pactar con el PP es fomentar el cambio? Como Gabilondo no ha sabido, o querido, ejercer la oposición, la presentación de su candidatura hubiese sido la mejor declaración de intenciones. Sobre la que podría haber vuelto repetidas veces.

En esta pandemia solo Mónica García, de Más Madrid, ha dado la cara por la ciudadanía de la CAM. Con cifras, datos y verdades como puños. El PSOE con Gabilondo al frente ha brillado por su ausencia.

1 comentario

Archivado bajo Madrid, Política

Una respuesta a “El pecado original de Arrimadas y Gabilondo

  1. ¡Arrimadas…Gabilondo…Pecado original…Mmmm…! He tenido que darme una ducha fría tras leer el titular. Afortunadamente yo ya voto en León porque el ticket del PSOE en Madrid, con Gabilondo y Pepu, fue un poco penoso. De lo de Pablo Iglesias presentando a Mato en una lista apócrifa para quitar votos a Errejón, para qué hablar: de esos polvos estos lodos. La izquierda madrileña no tiene remedio. En León la izquierda ya gobierna en el ayuntamiento de la capital y controla la Diputación. Pero la Junta se nos resiste. Tenemos tres años de mucho curro por delante. Y con los de UPL por aquí, que quieren ser “Junts per Lleón”. Uf, qué pereza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s