Fragmentos del libro “Mi Mundial: Brasil 2014”

Brasil 2014

Hoy traigo un par de fragmentos de mi libro de próxima aparición “Mi Mundial: Brasil 2014“. Empiezo con uno sobre el Francia 0 Alemania 1 :

[…] Desde pequeño he escuchado a mi padre decir que “sin centro del campo no se gana, es ahí donde se cocinan las victorias.” Entre sus contertulios y amigos estaba lo más granado del fútbol en España: Santiago Bernabéu, Antonio Calderón (gerente del Real Madrid), Víctor Martínez (secretario técnico del Atlético de Madrid), Luís, Puskas, Di Stefano, Osterreicher (trajo a Puskas al Madrid y le tuvo a sus ordenes en el Honved), Rial, Santamaría, etc. Todos asentían.

Es obvio que Deschamps no era parte de esas tertulias (en mi casa, en restaurantes o en la desparecida cafetería madrileña Dólar en la confluencia de las calles Alcalá y Gran Vía, llamada José Antonio en esa época). Si sus medios no funcionaban él fue el encargado de gripar el motor de su sala de maquinas. Sus cambios eran un canto al arrebato irracional más que medidas para encarrilar la contienda. En el 73 se dio el primer tiro en el pie: retiró a un medio, Cabaye, para dar entrada a un delantero, Remy. Lo justificó así en la rueda de prensa: “Íbamos por detrás en el marcador y necesitábamos un delantero más. He optado por Remy para que nos diera profundidad. Puse a Valbuena por detrás de Benzema”. Estimado Didier, no por poner mas atacantes vas a crear más ocasiones porque no tienes centrocampistas que les hagan llegar la pelota. El segundo tiro fue más de lo mismo: en el 85 sustituyó a Valbuena por Giroud. En clara contradicción con lo que afirmó al acabar la contienda (respecto a poner a “Valbuena por detrás de Benzema.”). […]

Y termino con extractos del Brasil 2 Colombia 1:

[…] Las únicas buenas noticias para el fútbol español en este Mundial vienen del mundo del arbitraje. ¡Toma ya! El Brasil-Colombia era el tercer partido del Mundial para el colegiado madrileño Velasco Carballo. Con España fuera de competición sí lo hacía bien podría aspirar a mayores. ¿Qué es hacerlo bien? No puedo evitar pensar en España 1982.

El 14 de junio de 1982 Brasil debutaba en Sevilla frente a la URSS. Arbitraba Lamo Castillo. Al descanso los soviéticos ganaban 0-1. Perdieron 2-1 gracias al arbitraje de cámara del español (el presidente de la FIFA, Havelange, era brasileño). Por supuesto que los goles de Sócrates y Eder en el cuarto de hora final también tuvieron algo que ver. El segundo (Eder) fue sobre la campana. Antes con el marcador a favor unas claras manos de Luizinho no fueron señaladas como penalti. Pudo haber significado el 0-2. Los de la CCCP (que eran las siglas en V.O.) reclamaron otro penalti de Luizinho sobre su falso 9, Shengella. Al mismo jugador le anularon un gol por un inexistente fuera de juego. Aquel Brasil que nos maravilló y enamoró, lo formaban cracks como los mencionados goleadores más Zico, Falcao, Toninho Cerezo, Junior, etc. Tele Santana era el seleccionador. Pero necesitaron que Lamo Castillo “lo hiciera bien” (como el japonés del Brasil-Croacia que inauguró Brasil 2014). Fueron la última generación del jogo bonito. La llama se apagó en el siguiente Mundial, México 86. Desde entonces hasta ahora han ganado dos mundiales más reforzando su esquema defensivo a base de medio centros de corte. Se podría decir que europeizaron su juego buscando mayor eficacia. Delanteros como Bebeto, Rivaldo, Romario, Ronaldo o Ronaldinho maquillaban la realidad.

La Copa del Mundo de 1982 no solo tuvo este escándalo de Sevilla. Asistimos al pasteleo de Alemania y Austria (empate pactado) que dejó fuera a Argelia y cómo olvidar al hermano del jeque de Kuwait. Invadió el campo para hablar con el árbitro y exigirle que anulase un gol. Ante la pasividad de la Guardia Civil que le permitió el acceso. FIFA sancionó de por vida al árbitro. Nuestra selección, éramos los anfitriones, recibió ayudas arbitrales para asegurar su pase a la siguiente ronda. El hedor de entonces es similar al de ahora. Las corruptelas de entonces tienen un paralelismo con las de ahora. Solo hay una diferencia: a los donativos que habitualmente recibe Brasil hay que añadir los propios de la selección local.[…]

 

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo Deportes, Fútbol, Libros

Una respuesta a “Fragmentos del libro “Mi Mundial: Brasil 2014”

  1. Pingback: Provocan daños olas de cinco metros en Acapulco + MORE | INFORMADORES.INFO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s