No entiendo 1: la visita del Papa

No entiendo la visita del Papa y la barbaridad que cuesta. Todo el mundo coincide en citar la cifra de 50 millones de euros. ¿Cómo se puede gastar tanto? ¿En qué? Y sobre todo ¿por qué?

Me parece un escándalo. Y además tienen la caradura de contarnos que es un viaje privado, no de Estado. ¿Quieren decir que costaría más si fuese un viaje oficial?

Permítanme discrepar: el Papa es Papa las 24 horas del día, los siete días de la semana, y los doce meses del año. Como los Presidentes de Gobierno, Primeros Ministros, Jefes de Estado (sean República o Monarquía) y tantos otros cargos. Y luego está eso de Estado. ¿Qué Estado? ¿Es acaso Ciudad del Vaticano miembro de la UE o de Naciones Unidas? ¿O de la OTAN? Pregunto esto último porque sí disponen de ejército, la denominada Guardia Suiza.

¿Qué podemos pensar de esta presunta ciudad-estado que no ha firmado la Convención Europea de Derechos Humanos?

Su actual status data de 1929: mediante los Pactos de Letrán se restauraba el carácter de Estado Soberano para una porción territorial de Roma. Estos tratados fueron negociados entre el Secretario de Estado Cardenal Pietro Gasparri, en nombre del Pio XI, y Benito Mussolini, primer ministro del rey Víctor Manuel III.  ¿Debemos honrar unos pactos firmados por un fascista en representación de un Reino que ya no existe? Porque como todo el mundo sabe Italia es hoy en día una República. Y voy un poco más allá: ¿por qué es vinculante para nosotros un acuerdo entre otro país y la Santa Sede?

A la mareante cifra de 50 millones de euros se han opuesto unos 120 sacerdotes. Por contra el Presidente de la COPE y responsable financiero de la Jornada Mundial de la Juventud, Fernando Giménez Barriocanal, ha minimizado las cuentas: aseguraba en rueda de prensa que la visita tendrá “un coste cero” para la Administración y para el contribuyente español, y ha ido más allá al decir que supondrá una inyección de unos 100 millones de euros para la economía.

Vamos por partes:

  1. Los 50 millones están repartidos al 50% entre el Estado y las empresas patrocinadoras. Estas además cuentan con suculentas exenciones fiscales, por tanto es también dinero público (que no se recauda).
  2. Las cuentas de los obispos no tienen ninguna credibilidad. Tenemos pruebas a tres niveles distintos: el desastre de su Caja de Ahorros, en Andalucía; las partidas extra que dicen necesitar recibir porque no les cuadran las cuentas con los ingresos de las ayudad derivadas del Concordato, y además usan el argumento del ahorro que le suponen a España; el déficit de su cadena de radio, la COPE (presidida por el señor Giménez Barriocanal) y sus ERE vs. fichajes estrella.
  3. Cuando el jubileo de Santiago o la visita del Papa a Valencia nos contaron la misma milonga: los enormes beneficios que proporcionan este tipo de actos. Mentira podrida. Solo paralizan la actividad comercial de la zona afectada. Será un negocio para los vendedores de merchandising vaticano. Y para nadie más. Antes nos vendían indulgencias –Lutero puso freno a esa estafa en los países de su influencia- y ahora organizan giras papales.

Los recortes en educación pública del gobierno de la Comunidad de Madrid ascienden a 40 millones de euros. La visita “privada” de Don Benedicto cuesta 50 millones.

A unos les bajan los sueldos, les recortan pensiones, prestaciones, etc. pero los fastos de la Jornada Mundial de la Juventud ascienden a 50 millones. No entiendo nada.

Más madera donde Escolar.

9 comentarios

Archivado bajo Política, Religión

9 Respuestas a “No entiendo 1: la visita del Papa

  1. Pingback: Cantata BWV 45: de santos padres, lobos y corderos | Sostiene Perea

  2. Pingback: ANNA notícies

  3. Yo tampoco lo entiendo… o como decía Robe, será que lo entiendo demasiado

  4. Slowhand

    Otra de esas refrescantes noticias que te hacen tenerle -si cabe- más cariño a Rouco & Cía.

    Por cierto, entre los patrocinadores…¡Rumasa! Ah, y Santillana. También está Rock’n Gol. Qué ganas tengo de bailar con Benito el Whatever you want!

    Confirmado: La que parece que se ha caído al final es Durex.

    Salu2!

  5. El título de tu post debería ser otro, porque lo entiendes perfectamente. Y lo entendemos todos. Se trata de un claro ejemplo más de sumisión del Estado a poderes que representan intereses ajenos a los del pueblo: mercados, iglesia, mafias de todo tipo…
    Ah! Y ojito con protestar; unos hacen que suba tu prima de riesgo hasta el acojone, otros te condenan al fuego eterno, o te montan un cirio de la leche en la calle, sacando a pasear sus huestes cavernícolas, sus sotanas, báculos y mitras, haciéndose los ofendidos.
    En cinco o seis años, con unas pequeñas rebajas más de sueldo por año, lo hemos pagado entre todos. A Rouco, mantenedor de la palabra de dios en la tierra (observen su dulce mirada y su gesto permanente de amor al prójimo, tal como pidió su jefe que hicieran sus ministros), mejor no tocallo.
    http://iessecundaria.wordpress.com/2011/06/21/rosarios-en-el-instituto/#more-3944

    • “…Unos hacen que suba tu prima de riesgo hasta el acojone, otros te condenan al fuego eterno…” . Error, Juan Pedro: unos y otros son los mismos. Para demostrarlo aquí dejo el enlace con el listado de patrocinadores de la juerga. http://www.madrid11.com/es/patrocinadores

      La presencia de algunas “empresas” en el apartado más importante (“socios”) sorprende, porque son empresas subvencionadas por el estado, aunque en su versión autonómica (Canal de Isabel II, IFEMA,… ¿están en esto para promocionar su negocio?).

  6. Pingback: Bitacoras.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s