Archivo diario: abril 7, 2011

Póker de Barça-Madrid

7 de abril de 2011

Se avecina un autentico tsunami futbolístico: un póker de enfrentamientos entre Barcelona y Real Madrid. Porque salvo catástrofe en los partidos de vuelta de cuartos de Champions -tras las goleadas en los de ida- ambos se verán las caras en semifinales. Una lástima porque lo ideal sería el duelo en la final. De esta manera tendremos cuatro clásicos en menos de tres semanas (18 días).

El primero será el Madrid-Barça de Liga, el próximo 16 de abril. Seguirá la final de Copa el día 20. Y a la semana siguiente el partido de ida de semis, en el Bernabéu.

El tropiezo ante el Sporting dio carpetazo a la Liga por lo que la trascendencia del partido liguero queda minimizada. Pero no puede ser un trámite. Nunca lo son. Y existirá una carga psicológica para ambos rivales. Los míos lo afrontaran mas exigidos por jugar en casa, y conscientes de haber perdido cinco de cinco contra los de Guardiola. Con dos goleadas por medio (2-6 y el 5-0 de esta misma temporada).

Dicho lo cual quisiera aprovechar para hacer un balance de la primera temporada de Mourinho en el banquillo madridista. Y lo hago ahora antes de jugarse los triunfos contra los culés (es exactamente para lo que fue contratado).

LIGA: el subcampeonato parecería asegurado. La misma posición de la temporada pasada. No se batirá el record de puntos con Pellegrini en el banquillo y en el recuerdo nos quedará la manita del Camp Nou. Solo se superará en el ánimo merengue si se gana el partido del día 16.

COPA: indudable mejoría. El alcorconazo de la edición pasada y la mala racha de torneos anteriores han quedado atrás. Llegar a la final es un premio menor para la afición, y lógicamente ganarla tendría una mayor trascendencia (por ser quien es el otro finalista).

CHAMPIONS: como en el caso de la Copa del Rey el avance ha sido notable. Y como recordó Mou lo normal es que el Real Madrid esté en cuartos. Lo anormal era lo que había pasado las últimas seis temporadas: no pasar de octavos. Con un pie en semis el éxito es notable, acorde a la categoría del club y de los presupuestos que se manejan. Insisto en que es una pena luchar contra los azulgranas para llegar a Wembley. Porque, salvo en el aspecto sicológico, gane quien gane saldrá muy tocado (tarjetas, lesiones, desgaste físico). Aunque salvo en las sanciones hay un cierto margen de tiempo para la mejoría de cara a la final.

¡Hala Madrid!

11 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol