Archivo diario: enero 10, 2011

Mourinho para lo bueno y lo malo

10 de enero de 2011

Tras el brillante paseo del Barcelona en Riazor (0-4), otros dos buenos partidos jugados el sábado (en Málaga y Donosti), quedaba para el domingo el duelo entre el segundo y tercer clasificado: Real Madrid-Villareal. Los precedentes de los castellonenses no podían ser mejores. Un gran partido en el Camp Nou (aunque perdiesen 3-1), una excelente clasificación liguera y la remontada copera de esta semana frente al Valencia (perdían 0-2 al acabar la primera parte y terminaron ganando 2-4).

La primera parte de los de Garrido, ayer en el Bernabéu, fue impecable. Tácticamente se impusieron en el centro del campo. Su superioridad fue tanto numérica como posicional. El partidazo de Cani (con 1 gol y una asistencia) le dejó exhausto para la segunda parte. Y estuvo muy bien acompañado por Cazorla y Borja Valero. Ángel y Capdevilla remataban la faena de frenar a los merengues e impulsar a los suyos.

De los madridistas en esta parte solo se puede destacar a Cristiano Ronaldo (dos goles), Özil (decisivo en el primer tanto), Marcelo y Xabi Alonso. Y por supuesto la desastrosa actuación de Lass Diarra. Artífice de todos los agujeros blancos, que provocaron el retraso de la posición de Alonso entre los dos centrales (superados por todos lados por los de amarillo). El único lance positivo del afrofrancés fue una llegada en la que remató desde fuera del área.

Mourinho lo cambió todo en la segunda parte y le ganó por la mano a su colega del equipo rival. Quienes se retiraron al descanso con un 2-2 inmerecido para los meritos demostrados sobre el campo de juego. Pero Ronaldo es mucho Ronaldo. Sus dos goles mantenían vivo al Madrid. Y el segundo, el del empate a dos, es de los llamados psicológicos: en el último minuto. Porque los visitantes se adelantaron dos veces: 0-1 (Cani) y 1-2 (Marco Rubén).

Khedira salió por Lass y el técnico blanco dispuso una defensa con tres centrales, adelantando a Marcelo y con Khedira tapando la otra banda (Sergio Ramos pasó a cubrirle las espaldas a Marcelo en la banda izquierda). Esto oxigenó la labor de Di María y Özil quienes tuvieron más libertad, y reforzó el medio campo merengue. Se anulaba con un solo cambio la superioridad del Villareal. Y provocaba sus cambios. De jugadores (no incluyo la de Ángel por lesión) y de esquema: acabaron con un claro 4-4-1, especialmente después de la entrada de Kaká. Cuya aparición volvió a consolidar la posición de los centrocampistas madridistas, y supuso toda una sorpresa cuando entró al campo: sustituyó a Albiol. El retraso de Khedira o Alonso a la línea defensiva (según se disputase la jugada) provocó el cambio de Benzema por Gago. Quien durmió el partido con el marcador a favor.

CR7 marcó tres goles (con la derecha, con la izquierda y de cabeza) y le dio el pase de gol a Kaká. La vuelta al Bernabéu del brasileño no pudo ser más afortunada: colgó el balón en el tercer gol y en el que anotó, inició la jugada en el círculo central -en su propio campo- lanzando a Ronaldo por la banda izquierda y remató el pase del luso en las inmediaciones del área pequeña.

Lo bueno de Mourinho ha quedado expuesto. Lo malo es la enésima polémica que protagoniza. Es pura carnaza para los medios, al menos ciertos medios. Dedican sus programas y paginas a todo lo que hace o deja de hacer. Mou debería tomar nota y moderarse, porque no es justo hablar de su celebración y su hijo después del partidazo que vimos ayer… y del árbitro, otra calamidad ya conocida, solamente un dato: ambos equipos se quejaron.

Málaga 1 Athletic 1  
R. Sociedad 2 Sevilla 3  
Deportivo 0 Barcelona 4  
Mallorca 4 Almería 1  
Osasuna 0 Getafe 0  
Espanyol 4 Zaragoza 0  
Racing 1 Sporting 1  
Real Madrid 4 Villarreal 2  
Levante 0 Valencia 1  
Hércules Atlético  

P.D.: una semana más Preciado salva la cabeza en el último instante (y el Sporting sigue sin tener un sustituto).

9 comentarios

Archivado bajo Deportes, Fútbol