Archivo diario: julio 10, 2010

La final por San Nicolás

10 de julio de 2010

Es el momento de honrar y brindar por San Nicolás, en la víspera de la final del Mundial. Porque la prensa neerlandesa azuza con nuestro pasado común: “el espíritu de 1648”, su independencia de la Corona española –Felipe II– bajo el liderazgo de Guillermo de Orange; la creación del Tribunal de los Tumultos por el tercer Duque de Alba, uno de los puntos álgidos de la Leyenda Negra del Imperio; el saqueo de Amberes, que ellos denominan como “la furia española”…

La historia es apasionante y les recomiendo la repasen. Por mi parte quisiera centrarme en dos datos no futbolísticos: su himno y el santo.

El Het Wilhelmus (El Guillermo) es el himno nacional de los Países Bajos. Se considera el más antiguo del mundo (finales del XVI). El texto está dedicado a Guillermo I de Orange (o Guillermo de Nassau) y fue escrito entre 1568 y 1572 (durante la revuelta contra los españoles). Esta estrofa llama la atención:

Guillermo de Nassau

soy yo, de sangre germánica

a mi patria fiel

permaneceré hasta que muera

Un príncipe de Orange

soy, libre y valeroso

al Rey de España

siempre le he honrado.

Son 15 estrofas en total pero en los acontecimientos deportivos se suele interpretar sólo la primera.

San Fermín estuvo de nuestro lado en la semifinal contra Alemania. ¿Cómo se comportará San Nicolás? Muchos se extrañaran ante la pregunta porque su festividad se celebra el 6 de diciembre y mañana es 11 de julio. La respuesta a continuación:

Según la tradición, San Nicolás no viene de Asia Menor, sino de España. Sin embargo el obispo San Nicolás nació en Patara (Licia), en aquel tiempo parte del Imperio Bizantino (hoy en día Turquía). Fue obispo de Mira (capital de Licia), y como tal tomó parte en el Concilio de Nicea. Murió el 6 de diciembre de 342. Tras la caída bajo dominio musulmán de la región, los restos mortales del santo fueron trasladados en 1087 a Bari (Italia). Bari formaría más adelante parte del Reino de Nápoles, que fue conquistado en 1442 por Alfonso V de Aragón. La ciudad pasó a pertenecer por tanto a Aragón y después a España, hasta el siglo XVIII. Del hecho de que los restos de San Nicolás se encontraran en Bari (por entonces ciudad española), surge la tradición según la cual San Nicolás viene de España.

El mito se basa fundamentalmente en la figura de San Nicolás de Bari, aunque contiene también elementos de origen pagano: existen paralelismos con el dios Odín, quien monta un caballo blanco (Sleipnir, un caballo de ocho patas, con el que vuela). San Nicolás también monta un caballo blanco. sobre los tejados de las casas, llevando sus símbolos episcopales: una capa roja, una mitra y un cayado dorado.

El Santo llega a la costa holandesa desde la Iglesia de San Nicolás -en el centro de Madrid– en un barco de vapor, con su caballo y acompañado de un ayudante de raza negra llamado Pedrito el Negro. También existe la versión que es un paje italiano manchado de hollín, de bajar por las chimeneas para entregar los presentes. Hoy en día han actualizado incorporando más Pedritos.

La figura central de la fiesta es San Nicolás (en neerlandés: Sint-Nicolás, de donde se deriva la forma popular Sinterklaas), quien trae regalos a los niños. La costumbre de dejar los zapatos de los niños para recibir los regalos proviene de esta festividad (se inició en Utrecht).

Tras la rebelión contra la Corona española, los predicadores calvinistas intentaron eliminar el día de San Nicolás, al considerar que contenía demasiados elementos paganos. Sin embargo sus esfuerzos no tuvieron éxito, debido a que era extremadamente popular incluso entre la población protestante. Y el asunto tomó asuntos insospechados al cruzar el charco. Los fundadores de Nueva Ámsterdam (hoy Nueva York) viajaron con sus tradiciones. Posteriormente Washington Irving y otros transformaron al personaje (Santa Claus). Pero eso es otra historia.

San Nicolás es conocido en España como patrón de los marineros (relacionado con su milagro más célebre). Además es santo patrón de Grecia, Rusia, Turquía, Lorena, Alicante, Ámsterdam, Bari, Barranquilla, Beit Jala, Friburgo im Üechtland, Fresno de Cantespino, Galway, La Rioja (capital; Argentina), Macchia Valfortore, Moscú, Portsmouth, Requena, San Nicolás de los Arroyos (Argentina), Alhama de Almería, Siġġiewi, Valdecañas de Cerrato.

El pulpo Paul está con nosotros y a cambio -en Galicia– hemos acabado con todas las existencias de octópodos . Una tremenda voracidad. No entiendo cómo es posible que se haya despertado tanto apetito…Pido moderación para con el Santo, no vaya a ser que nos quedemos sin su regalo: el Mundial.

11 comentarios

Archivado bajo Cultura, Deportes, Fútbol, Recomendaciones