El deZgobierno en el mercado televisivo o mi prueba del 9

20 de diciembre de 2009

Esta imagen de Jorge Javier Vázquez (Tele 5) recogiendo el Ondas, premio otorgado por la SER (PRISA), resultó ser profética. Porque tanto los negocios como la política congregan a extraños compañeros de cama. Y en este caso se entremezclan: malas políticas que inciden en las cuentas de resultados.  Sólo espero que las fotos de Berlusconi publicadas en El País (PRISA), el verano pasado, no fuesen un elemento de coacción para la negociación entre los representantes de la familia Polanco y los de Don Silvio. Práctica por otra parte habitual en otros sectores mediáticos: demostración de fuerza como aviso de lo que se puede avecinar.

A estas alturas casi todo el mundo reconoce la mala gestión de los gobiernos de Z en esta segunda legislatura. Esta semana hemos tenido una prueba más, ahora en el mercado televisivo: las fusiones de las dos nuevas cadenas, graciosamente concedidas en su día por Z. Mi particular prueba del 9 es la siguiente:

Tele 5 (5) + Cuatro (4) = 9

Antena 3 (3) + La Sexta (6) = 9

Recordemos que las primeras privadas que aparecieron en España fueron Antena 3, Tele 5 y Canal +. El Plus aportaba la novedad de ser de pago, algo que nadie se atrevió a llevar a cabo. Años después esos mismos que no quisieron entrar en el juego lo calificaron de monopolio, para justificar su falta de visión.

Los acontecimientos empresariales, de la semana, significan que el eje de nuestro panorama televisivo se desplazará hacia Italia: los compradores son Mediaset –Tele 5- y De Agostini –Antena 3-. El viaje lo inició Pedro J. (todos los caminos conducen a Roma: también lo tomó este gobierno en el sector eléctrico, con Endesa).

El editorial de ayer de El País Nuevo paisaje televisivo terminaba con el siguiente párrafo:

Los hechos han demostrado que no había mercado suficiente para una nueva cadena (La Sexta) y que el Gobierno actuó irreflexivamente al no calcular los límites, en su interés por facilitar una licencia a un grupo de comunicación afín. También ha quedado claro que no había un plan organizado para ordenar el mercado televisivo. Las fusiones vienen a salvar ese lastre.”

Correcto, solamente hay que añadir una pequeña matización: intencionadamente olvidan mencionar a Cuatro, su cadena de TV. Porque como demuestran los hechos tampoco había mercado suficiente para una nueva cadena y el Gobierno actuó irreflexivamente al no calcular los límites. Y más teniendo en cuenta el apagón analógico, a la vuelta de la esquina.

Finalizo como comenzaba, con una imagen de J.J. Vázquez, esta vez rodeado de su equipo de intelectuales. Desafortunado signo de los tiempos que corren en nuestras teles. Y lo que nos rondará…

Anuncios

13 comentarios

Archivado bajo Medios, Política

13 Respuestas a “El deZgobierno en el mercado televisivo o mi prueba del 9

  1. Pingback: La fusión de los portales, el portal de Belén | La Isla Tuerta

  2. Ayer me contaron que la fusión afectará en principio sólo a los comerciales y al back office. Es decir a publicidad y a administrativos. Reducen duplicidades en esas dos áreas.

    Mantendrián sus respectivos canales en funcionamiento. Veremos…

  3. Lamento romper el número de comentarios, tan apropiado al título del post.
    Me hace gracia el edito de El País, porque el panorama televisivo español necesitaba más variedad como agua de mayo y en ese sentido la Sexta -que no Cuatro- ha sido una bendición.
    Hace década y media que no consumo televisión generalista -salvo Wyomings, eventos deportivos y algún concursete- gracias al bendito satélite, pero por lo que podía adivinar entre zappings, prensa y conversaciones, el detritus con el que interrumpen la publicidad nuestros canales en abierto es de órdago.
    ¿Sobre la fusión? Difícilmente podrá empeorar la abominable oferta de uno y otro canal. Cuatro, que empezó como experiencia atractiva, se ha convertido en un canal gran hermano de triunfitos cutres, bailarines mermados, gañanes agrícolas, tribus africanas y callejeros varios. Infumable.

  4. Paris Quelart Budó

    Estoy en la ruina, pero no me cambiaría por nigún/a tarado de los que salen en los programas del corazón. Son mierda pura, como Jorge Javier.

  5. Y tanto. Yo viví fuera de España hasta casi entrado el 2006. A mi vuelta, mi desconocimiento de todos estos “belenes” (nunca mejor dicho) provocó no pocas burlas entre mis amistades: “¿DE VERDAD no sabes quién es Belén Esteban?”. Podrás imaginar mi desconcierto. España visto desde fuera es un país la mar de extraño (y además sale bastante desfavorecido).

    Dicho esto, la cosa catódica tiene solución: se abstrae uno de lo que no tiene importancia, y santas pascuas. Si tiene con qué abstraerse, claro está 😉

  6. ANTONIO

    ¡La prueba del nueve, qué hallazgo, Adrián!
    Coméntalo con Iker Jiménez antes de que le quiten el programa (o le den el magazine del Julio José ese o como se llame, con todos los muertos vivientes).

  7. Unicornio creo que fuiste testigo de un acontecimiento histórico: la nueva cara de Belén Esteban, líder del pensamiento catódico.

    Rodri, OK con lo de Calviño, pero no era un licencia que concedía el gobierno español. Aprovecharon un hueco legal (y en esa experiencia se basaron muchos para decir que no había negocio en la tele por pago; los mismo que luego hablaron del monopolio).

    Di que sí Gustavo.

    Juanpe además de lo obvio (estar de acuerdo contigo) lo del Digital + forma parte del acuerdo con Mediaset. Afecta a todas las teles de PRISA/Sogecable (o como se llamen).

    Supersalvajuan cada vez vas a ver menos tele? Como Gustavo…

  8. Ligeramente off-topic: esta misma semana he teminado de traducir un libro que precisamente versaba sobre la fiebre/obsesión con la transformación del cuerpo, y entre otras cosas hablaba de las operaciones de cirugía estética. Así pues, el viernes decidí saltarme mi santa obligación de ver alguna película de mi videoteca y enchufé el programa de los intelectuales de la foto para saber si realmente esta fiebre de la que hablaba mi autora era algo real o quizás estaba exagerado. No tardé en salir de dudas: ver a un presentador de televisión decir públicamente que alguien tiene que someterse a una operación de cirugía estética y a un montón de urracas graznar sobre los parabienes de sus respectivos “retoques” porque “en este mundo no se puede salir como tú salías” (le decían a la pobre aspirante a muñeca rota) me puso los pelos de punta. Cuando hube visto bastante, reanudé mi rutina, pero eso sí: más consciente que nunca de que está (casi) todo perdido.

  9. RODRI

    Adrianillo:
    el primer canal de pago en España fue CANAL 10. Creado (de forma aparente) por José María Calviño (ex-Director General de RTVE) y emitía desde Inglaterra para saltarse la ley de televisión privada.
    Empezó, más o menos, a finales de enero de 1988. Y fue un tremendo y rotundo fracaso con la entrada de A-3, Tele 5 y Canal +.
    No sé si también andaba en el ajo José Luis Moreno.
    Pero tu prueba del 9 es un auténtico descubrimiento.

  10. Confieso ver poca tv… y menos que voy a ver aún.

  11. SOGECABLE-PRISA no levanta cabeza desde que MEDIAPRO (La Sexta-GolTV) le arrebató a los derechos de fútbol, ya saben, ese nuevo opio del pueblo.
    Me parece un acto de pura hipocresía por parte de Prisa lo que se indica en El Pais. Obviamente, también omiten que ofertaron Digital + a Mediaset (Tele5) e incluso al propio Mediapro, toda vez que los tribunales les mandaron a paseo.

  12. El nuevo paisaje da más asco aún que el anterior.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s