Archivo diario: mayo 12, 2008

Los JAZZ empatan la Serie a 2 en la prórroga: JAZZ 123, LAKERS 115 (la Crónica de Sociopatía del 4º partido de semis de la Conferencia Oeste)

12 de mayo de 2008

 Foto del Día de la Madre en Salt Lake City de NBA.com

 

Segundo duelo en el Energy Solutions Arena, el estadio de la ciudad más religiosa de la América Profunda. Como muestra un botón; el dueño de los Utah Jazz no acudió al partido por razones religiosas. Larry Miller, que así se llama, es un fanático miembro de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (más conocidos como mormones) y por tanto tiene vetada cualquier actividad no religiosa durante los domingos. Sabiendo la cantidad de mormones que hay en la ciudad, la NBA elabora con cuidado su calendario: Los Jazz no jugaban en casa en domingo desde Enero de 2001.

 

Y ya hablando de cosas serias; PARTIDAZO en Salt Like City. De nuevo juego muy físico. Ronny Turiaf mandó al suelo de un manotazo al pequeño Ronnie Prince, que acabó con una brecha que sangraba copiosamente. Kobe empezó el segundo cuarto con un aparatoso vendaje en la espalda, fruto de un choque con el gigantesco Mehmet Okur. Muchísimas faltas, árbitros rozando lo ilegal, gestos de dolor, gritos desgarradores cada vez que alguien metía una canasta…. Un partido intenso, sucio y a cara de perro dónde los Jazz han vuelto a demostrar que tienen muchos más cojones que los Lakers. Inevitable hablar de Pau: el catalán volvió a defraudar en momentos clave y falló un mate completamente solo en la prórroga, el único cambio en su hoja de estadísticas en esos tres minutos decisivos.

 

En honor a la verdad, Gasol aprendió de sus errores y ya en el primer cuarto acumulaba los mismos números que en todo el partido anterior. Se dedicó a aprovechar los huecos que abrían sus compañeros con penetraciones, y se hinchó a meterlas debajo del tablero. También estuvo atento en los rechaces en ataque y en las ayudas en defensa. Un dato importante, y que suele pasar desapercibido; los Lakers se han impuesto 10 de 12 veces cuando Pau ha lanzado al menos 15 veces a canasta. Cuando los angelinos son capaces de encontrarle en ataque (y no es tan fácil según que momentos del partido) son imparables. ¿Qué ocurre? Que tras un 5 de 7 inicial, sólo ha tirado 9 veces más en todo el partido, mientras a un Kobe desquiciado, el aro le parecía del tamaño de un hoyo de golf y acumulaba tiro fallado tras tiro fallado.

 

Tras empujones, heroicidades y faltas no pitadas, se puso la bola en movimiento en el cuarto cuarto con un 79-75 a favor de Utah. Los suplentes de los Jazz barrieron a los de los Lakers en el inicio del último periodo, y con los titulares en pista la diferencia se ensanchó, 100-88, a menos de 4 minutos para el final. Tres triples de Fisher tirando de épica, otro de Lamar Odom casi sobre la bocina y un glorioso tapón del base angelino a Deron Williams, mandaron el partido a la prórroga.

 

Kobe con su espalda echa trizas, y las rodillas más hinchadas que las de Mónica Lewinsky, se empeñó en jugarse tiros muy difíciles, que invariablemente dieron en hueso, con varios tapones de un Andrei Kirilenko que parecía estar jugando al volley-ball. Un par de puertas atrás que pillaron a Gasol desprevenido, un lanzamiento lejano de Okur y otro par de penetraciones del soberbio Deron Williams pusieron el resto. Se hicieron las faltas de rigor, se lanzaron los tiros libres y los Jazz empataron las series a 2.

 

Viaje a Los Ángeles, para el siempre crucial quinto partido. Si los Lakers ganan, muy probablemente se lleven las series. Si gana Utah, se pone muy feo para los de púrpura y oro. Lo contaremos en El Mundano la madrugada del miércoles, aunque usted lo leerán el jueves.

Foto de D. Williams de ESPN.com

3 comentarios

Archivado bajo Baloncesto, Deportes